01 de julio de 2016
01.07.2016
Un recuerdo de la «costa de Morella»

Un dinosaurio con Denominación de Origen Morella

El Museu de les Ciències incorpora el Morelladón en su muestra sobre dinosaurios

01.07.2016 | 04:15
Un dinosaurio con Denominación de Origen Morella

Hace cien millones de años, Morella era un humedal costero, perfecto para la vida de los saurios, incluyendo uno propio de la zona. Desde el día 12 se le podrá ver en la Ciudad de las Artes y las Ciencias.

Los mapas de la Tierra actuales no se parecen en nada a los del planeta primigenio. Valga el ejemplo: la población de Morella no fue siempre un enclave en un rincón de la sierra de Els Ports. No. Antes en Morella no caían las primeras nieves. Ni siquiera estaba a sesenta kilómetros de la costa- Todo lo contrario: formaba parte de una zona costera. No les extrañe demasiado, porque mucho más tierra adentro, si la Ciudad Encantada de Cuenca existe también es por la presencia de agua salada de los mares primigenios. Estamos hablando de millones de años atrás. Los cambios son lentos y nuestras vidas demasiado cortas para entender que así fueron las cosas en su momento.

Las aguas se fueron retirando y el relieve fue cambiando.Pero durante ese periodo de la «costa de Morella», existió en aquellos parajes, arropado por un clima cálido y rodeado de frondosa vegetación, un animal imponente de dos metros y medio de alto y seis de largo: el Morelladon beltrani. El dinosaurio de la comarca.

A partir del 12 de julio los visitantes del Museu de les Ciències podrán conocer mejor a esta nueva especie de dinosaurio descubierta en la localidad castellonense y que formará parte de la nueva exposición «Els nostres dinosaures».

La exposición reúne por primera vez en un mismo espacio los restos paleontológicos más importantes hallados en la Comunitat Valenciana. A través de un recorrido de casi 200 millones de años, los visitantes podrán ver especies impresionantes, tanto grandes como pequeñas, terrestres y acuáticas, del Mesozoico, conocido como la era de los dinosaurios. También estará presente la flora y fauna de esta época, con restos de animales que convivían con los dinosaurios como cocodrilos, aves, peces y tortugas. La exposición se complementa además con talleres, actividades y visitas guiadas.

La muestra presentará piezas reales y fósiles, réplicas y maquetas, así como material audiovisual que ofrece una visión de cómo era el mundo hace millones de años y que los expertos han reconstruido gracias también al valioso patrimonio de nuestro territorio: desde yacimientos de icnitas hasta los notables restos de iguanodóntidos en la comarca de Els Ports y otras especies autóctonas como restos de grandes saurópodos y otros dinos. Huevos de dinosaurios, huesos fósiles de estas increíbles criaturas, insectos y plantas atrapados en el tiempo protegidos por el ámbar (esa maravillosa cápsula del tiempo que ha permitido conservar incorruptos animales que existieron hace millones de años), son sólo algunos de los contenidos que ofrecerá la exposición.

Además de una sala dedicada sólo a su descubrimiento en la zona interior, el Morelladon beltrani cuenta con una reproducción escultórica en esta zona y un espacio especial donde se proyectará un vídeo mapping de carácter científico y divulgativo sobre las características de este dinosaurio y del lugar del hallazgo. Los restos se encontraron en una cantera de arcilla para la realización de azulejos. Es una nueva especie emparentada con el popular Iguanodon, uno de los primeros dinosaurios que se descubrieron en el siglo XIX. Los restos del esqueleto no suponen más de una cuarta parte de los huesos que tendría el animal, pero han identificado claramente los rasgos diferenciados respecto a otros dinosaurios, lo que permite definirlo como una especie desconocida hasta ahora.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook