02 de julio de 2016
02.07.2016

Taquicardia con peineta

Tres sectores empiezan el ritual de la preselección en busca de los puestos en la final de la corte de honor

02.07.2016 | 01:03

La cantinela de «senyoreta en el número...» volvió a resonar en los jardines del Palau y en la sala Canal. La primera vez, para desfilar, todas. La segunda, para leer los veredictos, sólo para unas pocas. Con la consiguiente dosis de alegrías y frustraciones. Candidatas con dorsal y número, a pesar de que en los jurados de presidentes (Russafa B) salta a la vista que éstos conocen perfectamente quien es quien y para los que manda la Junta Central Fallera empieza a ser absurdo. Estos últimos presentaron como novedad, en todo caso, lo poco habituales que fueron las falleras de corte utilizadas (Amparo Lloret de 2015, Jair Vegas de 2006, Raquel Morales de 1989, Kira Morcillo de 1995, Amparo Navarro de 2005 y Ester Monfort de 2001), junto con falleros más conocidos: Ximo Roig, Pablo Arribas, Ramón García Cortell y Julio Martí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook