22 de julio de 2016
22.07.2016
Juventud

Un 64% de los valencianos de 16 y 17 años han usado ya algún juego de azar

Un estudio municipal incide en la necesidad de prevenir adicciones y reforzar a padres para que eduquen en el buen uso de las redes sociales

22.07.2016 | 08:29

El estudio municipal realizado en el marco del Programa Ludens, que desarrolla el Plan Municipal de Drogodependencias para prevenir la adicción al juego entre la población más joven de la ciudad, refleja que casi el 64% de los jóvenes encuestados han jugado a algún juego de azar durante el último año. En este estudio han participado 654 estudiantes de 16 y 17 años, de los cuales 308 eran mujeres (el 47,1%) y 346 hombres (el 52,9%) escolarizados en centros públicos y privados de Valencia.

La concejala de Sanidad, Maite Girau, informó ayer de los resultados de este estudio, y destacó "la necesidad de dar pautas a los menores para prevenir adicciones y de reforzar las estrategias de sus padres y tutores para que les eduquen en el buen uso de las redes sociales, que es uno de los medios por los que acceden a los juegos de azar".

Con este fin, la concejalía de Sanidad, a través del Plan Municipal de Drogodependencias (PMD), desarrolla el citado programa que, tal com ha recordado Matie Girau, "además de proporcionar a los jóvenes información básica sobre los juegos pretende desenmascarar los riesgos más comunes de estos y facilitar estrategias para la reflexión y la toma de decisiones al respecto".

Este programa, desarrollado por la Facultad de Psicología de la Universidad de Valencia e implementado por el PMD, es una actividad informativa dirigida al alumnado de Bachiller y Ciclos Formativos. A lo largo del último curso escolar y a través del citado estudio se han evaluado diferentes indicadores de juego y de la problemática asociada, dado que la sociedad se encuentra en un proceso de incremento de la oferta de juego de azar, que es la causa principal de la ludopatía. Esta oferta (principalmente juego online) está dirigida a la población juvenil, a la cual los menores de edad no son ajenos. De hecho, el resultado principal de este estudio, diseñado por el profesor Mariano Chóliz de la Facultad de Psicología, revela que muchos menores gastan dinero en juegos de azar y que algunos de ellos podrían considerarse como jugadores problemáticos o incluso patológicos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook