01 de agosto de 2016
01.08.2016

Mobilitat crea un carril bici en el Pont de Fusta que conectará con Alboraia

El ayuntamiento inicia las obras para eliminar el tráfico de turismos en la calle Santa Amàlia

01.08.2016 | 04:15
Mobilitat crea un carril bici en el Pont de Fusta que conectará con Alboraia

El ayuntamiento, a través de la concejalía de Mobilitat Sostenible, ha comenzado las obras para eliminar el tráfico de turismos y motos en la calle Santa Amàlia (en la fachada derecha de la comisaría de policía de Pont de Fusta) para dejarla al uso exclusivo de las bicicletas. Asimismo, en pocos días el carril derecho del Pont de Fusta„que conduce a Conde Trénor„ también será un gran carril bici de dos sentidos separado de los coches.

Con esta actuación, la concejalía tiene por objetivo conectar la ya peatonal calle de Serranos con el municipio de Alboraia. Hasta ahora en la calle Santa Amàlia las bicis circulaban por un carril situado sobre la acera, ya de por sí estrecha y fuentes de la concejalía señalan que en la práctica «los conductores usan esta calle para dar la vuelta a la manzana para buscar sitio». En unos días quedará para paso exclusivo de peatones y bicis, conectándose así el Pont de Fusta con la calle Almassora, a partir de donde ya hay un carril bici más amplio que conecta por Alfahuir hasta el término municipal de Alboraia. Los coches que circulen por San Pío V y quieran acceder a la calle Almassora podrán hacerlo por la calle Alboraia y Pintor Vilar.

Carril separado de los coches

Al respecto del Pont de Fusta, hasta ahora algunas bicis acababan invadiendo el anexo peatonal de madera y circulaban por el carril derecho en el asfalto, el cual está señalado como ciclocarril. Ahora este carril será para bicis únicamente y de doble sentido, separado del resto de vehículos por elementos sobre la calzada, como los colocados en el Pont de les Flors.

Mobilitat Sostenible destaca que con esta reorganización «más lógica y segura» no se pierde ninguna plaza de estacionamientos para los coches. Se trata también, indican, de proporcionar mayor seguridad a un tramo «especialmente peligroso» y congestionado, en el que se cruzan los coches que salen de la calle Madre Sacramento con los que entran a Almassora, las bicicletas que van por encima de la acera en ese tramo y los autobuses de la EMT. Esta intervención también supone la conexión de Alboraia y esta zona con el futuro anillo ciclista de la ronda interior.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas