08 de abril de 2017
08.04.2017

La Marina Sur ya es zona 'macrobotellón'

Alrededor de 27.000 personas acuden al festival de Paellas Universitarias

08.04.2017 | 10:43
La Marina Sur ya es zona 'macrobotellón'
La Marina Sur ya es zona 'macrobotellón'

Una masa de universitarios, concretamente 27.000 jóvenes, acudió ayer a la Marina Sur de València donde se celebró el multitudinario evento estudiantil, que, año tras año congrega a miles de jóvenes. Víctor, estudiante de cuarto de magisterio definía la fiesta anual de esta forma: «Es brutal, el ambiente, el tiempo, mucha bebida, amigos, es perfecto». Desde las doce de la mañana, el espacio en la Marina Sur se llenó de asistentes listos para pasar ocho horas de fiesta, bajo el sol, con mucha música y alcohol.

Todos los estudiantes llevaban el «kit» para el día de paellas. Camisetas con frases ingeniosas y bebida. «es el día que todos esperamos», comentaban. Vicent, estudiante de periodismo explicaba ayer que para él es un evento «muy necesario» para los universitarios porque «congrega a todas las carreras», sin embargo, cree que «la universidad debería habilitar otro sitio para que no se masifique a estos niveles».

María Jesús, estudiante de periodismo afirmaba que la fiesta es «una buena oportunidad para reflejar el ambiente que hay entre la comunidad» y también comentaba que «en el fondo, aunque parece una fiesta de discoteca es un poco el reflejo que tenemos cada uno de nuestra carrera».

En cuanto a la ración de paella que da nombre al festival, fría, sosa y poca cantidad. Así la describían algunos. Es un menú para «degustar», añadían. Sin embargo, esto es algo que no importa demasiado: «La paella es la excusa, la fiesta la razón», aclaraba un estudiante de ingeniería aeroespacial.

Tres estudiantes de arquitectura afirmaban que las Paellas Universitarias vienen «muy bien» para «desconectar a mitad curso», aunque apuntaban que este año el recinto se ha quedado «un poco pequeño».

Una jornada intensa que concluyó, de forma positiva para algunos pero que dejó 97 asistencias por intoxicación etílica en el interior del reciento.

Tres de ellas acabaron en el hospital La Fe. Fuera del espacio del festival se atendió a una treintena de personas con síntomas de intoxicación etílica, que se llevó a una persona en ambulancia al mismo hospital.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook