10 de enero de 2018
10.01.2018
Ferrocarrils

FGV inspecciona los túneles del metro para conocer su estado

Algunas líneas tienen más de treinta años de antigüedad y nunca han sido inspeccionadas

10.01.2018 | 09:17
FGV inspecciona los túneles del metro para conocer su estado

Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) ha iniciado la inspección y auscultación de los túneles y estaciones subterráneas de la red de Metrovalencia. El objetivo es realizar las actuaciones necesarias en los 27 kilómetros de túnel y 35 estaciones subterráneas para conocer el estado actual de instalaciones que, en algunos casos como en las líneas 1 y 2, cuentan con 30 años de antigüedad. Con posterioridad se llevarán a cabo las medidas correctivas pertinentes.

La empresa ha explicado que tras el periodo prolongado de uso de un túnel ferroviario urbano se precisa conocer el estado en que se encuentra la infraestructura, siendo uno de los principales objetivos de este trabajo acotar y determinar las posibles actuaciones necesarias y definir el procedimiento de reparación más adecuado.

«Es la primera vez que se realiza un análisis tan completo del estado de los túneles y las estaciones subterráneas y se utilizan las tecnologías más avanzadas, dentro de la apuesta de la nueva dirección de FGV por la seguridad y el mantenimiento de las instalaciones», dijeron las fuentes.

Los técnicos creen conveniente realizar un trabajo de auscultación que pueda determinar la geometría actual de los túneles, con el fin de contar con la información inicial de referencia y poder realizar un seguimiento periódico de la misma.

La auscultación incluirá también un reconocimiento del estado del terreno del trasdós (cara exterior o superior de un muro, arco, bóveda o cúpula) del túnel, para poder detectar posibles anomalías del terreno, sobre todo el de la zona bajo losa inferior.

Las tareas para la inspección y auscultación de los túneles comprenderán la revisión de la documentación técnica disponible relativa a los túneles y estaciones; la inspección detallada de los túneles y dependencias interiores de las estaciones; la redacción de un plan de apertura de catas y rozas para realizar una caracterización estructural de los elementos más significativos, en los casos en los que se detecte alguna anomalía; y el análisis sobre la trascendencia y evolución previsible de los daños y/o anomalías que presenten los tramos de líneas, incluyendo en el mismo una propuesta de instrumentación a colocar en la zona de daños detectados.

Además, se realizará el análisis de las tipologías de las actuaciones de reparación y/o refuerzo que pudieran resultar necesarias; emisión de un informe de resultados de las actividades realizadas; el levantamiento en 3D de los túneles mediante escáner y termografías: y la evaluación no destructiva de la subestructura de vía de los túneles con georradar.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook