Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 22
    Septiembre
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Valencia Comarcas

    LA ESPADA DE DAMOCLES DE LA PÉRDIDA DEMOGRÁFICA

    LA ESPADA DE DAMOCLES DE LA PÉRDIDA DEMOGRAFICA

    A falta de  datos o de un estudio pormenorizado, respecto a la demografía de Ontinyent, como ciudad que aglutina a casi de la mitad del censo de población de la comarca, conviene detenerse en diversos datos escrutados oficialmente, que pueden ayudarnos a realizar un recorrido, el cual nos puede permitir divisar, o no, el panorama  que  se dibuja sobre el Ontinyent de los próximos quinquenios.

    Así haciendo un repaso informativo, acerca de diversas noticias publicadas en Levante EMV, tenemos que, el pasado 22 de marzo, se decía: “Ontinyent pierde población en 2016 y se aleja de los 50.000 del PGOU para 2017”, concretamente 35.357 habitantes, que representan 225 menos que en 2015. Una tendencia menguante que se viene observando desde 2009. Lo que indicada que el PGOU ha quedado obsoleto en sus previsiones, por lo que tocaría una profunda revisión y actualización. Con lo que la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (DUSI), activada por el consistorio, algo tendrá que decir. Y, mejor, hacer. Sobre todo si tenemos en cuenta que en menos de una década el padrón de habitantes casi ha disminuido en tres mil personas. Lo que podría dar paso a investigar las causas, como el descenso de la natalidad, la disminución de la inmigración o el  adelgazamiento de la industria textil, aunque esa tarea, tan vasta, queda a expensas de otros foros.

     Lo que no es óbice para asentar que, las causas apuntadas, nos abocan hacia el envejecimiento de la población y el consiguiente aumento la mortalidad.

    La situación reseñada podría hacer peligrar, en las próximas décadas, la  accesibilidad ciudadana a diversas prestaciones contempladas, hoy, el llamado estado de bienestar.

    Otra información de calado, publicada en este diario, el pasado 3 de agosto, basado en un estudio del Instituto Valenciano de Estadística, proyecta, para la Vall d’Albaida y para el año 2031, un descenso de la población comarcal de 7.241 habitantes, de los que Ontinyent, con unos 4.000, se llevaría la peor tajada. Solo Bélgida y Carrícola se salvan de la quema. Y es que si miramos la actual pirámide de edad ontinyentina, vemos que cada vez más se parece a un rombo. La Vall, como sucede en la mayoría de comarcas de interior, no escapa al fantasma de la despoblación.

    Si miramos el mapa de las infraestructuras viarias vemos que estas juegan un papel relevante. Así se ve que mientras Xàtiva experimenta un pequeño crecimiento, el censo de Ontinyent se “desploma”. Lo que se refleja en esos datos del pasado 10 de agosto, ya que mientras en los juzgados de Ontinyent se registraron 33% más de desahucios, durante 2016, en los  de Xàtiva se anotaba un 45% menos. Tampoco los últimos datos sobre el paro son esperanzadores para Ontinyent.

    Ontinyent empieza a ser reo de la desaparición de la agricultura, que empezó a mitad del siglo XX, cuando transformó l’horta del Llombo y, sobre todo, del Pla. Las cuales, hoy, ni dan tomates ni mantas, en los miles de m2 de naves vacías o derribadas. Asistimos  al cambio o extinción de valores y modos de vida, en un panorama de transformación paisajística irrecuperable.

    Antes semejante perspectivas, ¿Qué propuestas políticas se están tejiendo?, ¿Cómo sostendrán el actual sistema de servicios?, ¿Cómo piensan acometer, desde el gobierno municipal de Ontinyent, la irreversible pérdida de población?, ¿Entre las medidas a acometer, figuraría la necesidad de sensibilizar a los empresarios y de movilizar agentes sociales, juntas vecinales y asociaciones culturales?, ¿Cómo piensan afrontar el progresivo envejecimiento de la población?, etc.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook