Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Torreblanca decidirá en mayo si acepta la oferta de urbanizar el PAI del Golf

Los técnicos ya han iniciado el expediente de análisis para que el consistorio recupere los avales y valorar la proposición

El Ayuntamiento de Torreblanca confía en valorar la propuesta de Torremar para desbloquear el PAI Doña Blanca Golf dentro de tres meses. Así lo confirmó el alcalde, Juan Manuel Peraire, que indicó que los técnicos municipales han iniciado ya el expediente en el que se analizará la proposición de la urbanizadora para que el programa vuelva a manos del consistorio a cambio de recuperar los avales, ya que la situación económica de la empresa ha imposibilitado comenzar las obras.

«Vamos a estudiar la propuesta y comprobar que no haya responsabilidades, perjuicios o cuál es la situación de la finca que nos dan», remarcó Peraire, que aseguró que «si todo sale correcto, se llevará al pleno el dictamen para su votación». El munícipe recordó que, tras informar a Torremar de su intención de retirarle la condición de agente urbanizador al vencer los plazos marcados, la mercantil planteó un propuesta para evitar que el proyecto vaya a los tribunales con una oferta al consistorio que se está analizando.

«Viendo las posibilidades que teníamos, es la mejor para el bien general del municipio», destacó Juan Manuel Peraire, que señaló que, en caso de aceptarse, «tendremos la posibilidad de comenzar las obras de inmediato o el inversor que apueste lo hará por un proyecto que esté limpio. Si ese mismo proyecto está en vías judiciales, nadie apostará». Y es que, como resaltaron desde el consistorio, las empresas vinculadas a Torremar poseen un 60 % de los terrenos de Doña Blanca Golf. «No les interesa que esto muera», explicó Peraire.

En el acuerdo planteado por la empresa, el Ayuntamiento de Torreblanca recuperará la condición de agente urbanizador, adquirirá una propiedad de 600.000 metros cuadrados para construir el campo de golf y recibirá 1 millón de euros que se destinará al programa. Además, Torremar retirará los contenciosos que mantiene abiertos por la petición de suspensión del proyecto, la sustitución de avales y la anulación de la adjudicación de las obras.

A cambio, recuperará el aval de 8,3 millones de euros del que, según explicó Peraire, un juez deberá determinar la cuantía a retornar. El alcalde espera que el expediente se cierre en tres meses. En este período, además de evaluar la oferta, «hay que dar trámite de audiencia a todos los propietarios para que expongan los daños y perjuicios que puedan tener con esta propuesta». El PAI Doña Blanca Golf lleva más de diez años de tramitaciones.

Compartir el artículo

stats