Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Bicicas baja de 17.000 a 1.000 usuarios en tres años con el sistema de pago

El ayuntamiento apenas recaudó con este servicio 33.860 euros en el año 2013 y el PSPV apunta un cambio de la concesionaria

El Bicicas baja de 17.000  a 1.000 usuarios en tres  años con el sistema de pago

El Bicicas baja de 17.000 a 1.000 usuarios en tres años con el sistema de pago

La crisis económica y la introducción de una tarifa de pago en 2012 han hecho mella en el sistema de préstamo de bicicletas de Castelló. El Bicicas arrancó como un ciclón tras su puesta en marcha en 2008. Su gratuidad y la orografía de la ciudad disparaban la utilización de este sistema sostenible. Castelló era la primera ciudad de la Comunitat Valenciana que lo estrenaba y en 2011 alcanzó los 17.000 usuarios. Sin embargo, ha registrado un desplome de un 94 % de ciclistas desde que dejó de ser gratis hace tres años.

Según el último balance de recaudación municipal, el ayuntamiento ingresó apenas 33.860 euros del canon del Bicicas en 2013, lo que supone una cifra de apenas 1.100 usuarios teniendo en cuenta que la cuota anual se sitúa en los 29 euros (con IVA incluido). Representa una caída de un 29 % respecto a 2012, cuando se ingresó por esta tarifa un total de 47.799 euros.

Fue en 2012 cuando el servicio encaró su línea descendente. El consistorio decidió en dicho año aplicar un canon por la crítica situación de sus cuentas. De esta forma haría viable, sostuvo, el mantenimiento del Bicicas. El Consell había asumido la financiación de la instalación del servicio pero luego el coste de su funcionamiento depende de las arcas municipales. El gobierno local puso una cuota de 29 euros anuales. Al final este precio representa una pequeña parte del presupuesto anual de mantenimiento (568.000 euros en 2014) y ha frenado en seco la progresión que había conseguido el Bicicas desde que se inauguró en 2008. En 2011 superó los 17.000 usuarios y en abril de 2012 la concejala de Movilidad, Carmen Albert, informó que 2.006 vecinos contaban con la tarjeta del Bicicas. Esta cifra representaba 8.000 clientes menos que medio año antes, y estos números siguieron bajando hasta situarse en los 1.648 al finalizar 2012, según el balance tributario.

2013 también sufrió otras 481 bajas y el Bicicas roza en la actualidad los 1.000 usuarios. Los 33.860 euros recaudados por el ayuntamiento con el servicio de préstamo cubren el 8 % del presupuesto de mantenimiento de 2014 (568.000 euros).

La infraestructura ha pasado de contar con seis estaciones y 140 bicicletas a 50 aparcamientos y 265 vehículos. El Consell y el ayuntamiento subrayan que el servicio es un éxito y que ha disparado el uso de la bicicleta de la ciudad, pero son los usuarios privados los que copan el tirón ciclista y no el Bicicas. El ayuntamiento subraya que el bicicas es una apuesta por la sostenibilidad. Al respecto, aduce que ha previsto comprar este año 100 nuevas bicicletas.

«Afán recaudatorio»

El concejal socialista, Javier Peris, afirmó que la concesionaria gastará 390 euros por la compra de cada nueva bicicleta «cuando hay por 170 euros» y apuntó que el ejecutivo local planea cambiar a dicha empresa por falta de rendimiento. Peris criticó también «el afán recaudatorio» municipal con la tasa del Bicicas y espetó que contradice su apuesta por la sostenibilidad.

Compartir el artículo

stats