Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El presupuesto de la nómina de la corporación desciende un 11 % y la de los asesores un 14 %

La alcaldesa y el vicealcalde conservan en las cuentas de 2016 el recorte de un 29 % de sus retribuciones

El presupuesto de 2016 verá materializado uno de los ajustes que aprobó el nuevo equipo de gobierno de Castelló al poco de aterrizar en la alcaldía: el recorte de los salarios del ejecutivo y de los asesores.

Así, el gasto de la corporación municipal asciende en las cuentas de 2016 hasta los 760.990 euro, lo que supone un recorte de un 11 % respecto a 2015. En el personal eventual, la amortización de tres plazas y la rebaja también de retribuciones ha disminuido un 14 % el presupuesto de asesores de 622.101 euros a 532.800.

Cabe recordar que la alcaldesa y el vicealcalde se han rebajado sus emolumentos un 29 % y que el resto de nueve concejales del PSPV y Compromís que conforman el gobierno lo ha hecho un 20 %. Los ediles de los grupos de la oposición conservan sus honorarios ya que los precedentes no eran muy elevados.

Respecto a los sueldos del personal de confianza, el primer en la escala es el jefe de gabinete con 41.000 euros brutos al año, pero este salario es muy inferior respecto a los responsables del ejecutivo del Partido Popular, que dispusieron de 52.000. El coordinador de Comunicación percibe 38.000 euros, mientras los otros ocho asesores del equipo de gobierno cuentan con 32.000 euros.

El gasto de la plantilla municipal sube un 4%. Cabe tener en cuenta que los sueldos del personal han crecido un 1 % y que el ejecutivo ha previsto la creación en 2016 de once nuevas plazas.

El grupo popular ha denunciado la plaza de planificación y proyección económica adscrita a la alcaldía, con un sueldo de 68.647 euros anuales. La primer edil, Amparo Marco, explicó en el último pleno que se trata de una reubicación y que su función será la de intentar captar fondos de la Unión Europea.

Compartir el artículo

stats