14 de octubre de 2008
14.10.2008
Levante-emv

«La película costó 7.000 pesetas»

07.10.2008 | 02:00

M. T., Valencia
El rodaje de El fava de Ramonet fue todo un hito que el Festival Premis Tirant quiere reconocer este año, en su 75 aniversario, haciendo entrega de un Tirant Especial a Joan Andreu Espí, hijo del que fuera el aventurado productor, operador, director de escena y distribuidor de cine en la Valencia de principios del siglo pasado.
Joan Andreu hijo, que recogerá el galardón, destacaba ayer que la película «costó 7.000 pesetas y se hizo en once días de rodaje». Un film que fue versión cinematográfica de un simpático sainete de Lluís Martí (tío de Luis García Berlanga) sobre la no violencia.
La película ha pasado a la historia por ser el primer filme sonoro que se pudo ver en Valencia y, además, en valenciano. «Fue todo un éxito de taquilla. Estaba en tres cines a la vez y con lleno total», señalaba Andreu Espí. «En Llíria coincidió en cartelera con Rey de reyes de Cecile B. de Mille», recordó.
De su padre, Andreu recuerda la pasión, el ímpetu, las ganas de hacer cine. «Estaba convencido de que se podían hacer películas en Valencia. En algunas perdía dinero, en otras lo recuperaba y se lo volvía a gastar en hacer cine», señalaba. «Era otra época, había mucho voluntarismo. Hoy es una industria medida en presupuestos». Y bien que lo sabe desde su productora. Andreu heredó el amor al cine, o sea el oficio, pero también remozó el negocio, que hoy responde al nombre de Grupo Joan Andreu. «Ahora nosotros trabajamos más para Europa y Estados Unidos que para Valencia», aseguró.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas