19 de agosto de 2009
19.08.2009
Recursos hídricos

Agua para dar y tomar en Xàbia

El caudal de los pozos y de dos de las cuatro líneas de la desalinizadora bastaron para hacer frente al consumo medio de 30.500 metros cúbicos al día de la primera semana de agosto

19.08.2009 | 02:00

Los años de las restricciones de agua potable en Xàbia han quedado muy lejos. Desde que hace ya más de un lustro se pusiera en funcionamiento la planta desalinizadora este municipio tiene, incluso cuando la demanda de suministro se dispara en verano, excedentes de agua de calidad. Tan sobrada está Xàbia en abastecimiento que en plena campaña turística se basta con dos de las cuatro líneas de desalación de su planta para hacer frente al pico de consumo de 30.500 metros cúbicos al día de la primera semana del actual mes de agosto.
El concejal de Aguas, Miguel Savall, del PP, explicó ayer a este diario que la empresa municipal de suministro, Amjasa, inyectó a la red durante la semana del 3 al 9 de agosto una media diaria de 30.500 m3. Los pozos, comentó el edil, están este año en un nivel óptimo y eso permite mezclar los caudales que se extraen con los de la desalinizadora. Prácticamente, el 50% del suministro corresponde a agua subterránea (de los pozos de Ocaive, en Pedreguer) y el mismo porcentaje es de agua desalada.

Acuíferos y desalinizadora
El edil de Aguas insistió en que ese equilibrio revela una situación idónea de abastecimiento, toda vez que se aprovecha el agua de los acuíferos, pero sin sobreexplotarlos, y se mantienen las instalaciones de la desalinizadora en marcha.
Además, la planta permite, ahora que el consumo se duplica respecto al resto del año, mantener la presión en toda la red de suministro. "Podemos dar un mejor servicio y, en horas punta de gran demanda, la presión se mantiene en todas las viviendas del término municipal", explicó Savall.
Precisamente, en los años de carestía de agua potable, las zonas más elevadas del municipio eran las primeras que se quedaban sin presión y luego sin agua.
Con todo, reconoció el edil, al inyectar más presión en la red también pueden ocurrir reventones. Este verano se ha dado alguno, "pero no de gran importancia", puntualizó Savall.
En agosto, se presupone que las 25.840 viviendas que corresponden a esos mismos abonados de Amjasa están ocupadas y consumen agua. Con todo, en la segunda semana la demanda ha caído un tanto, ya que la empresa municipal ha inyectado en la red una media diaria de 28.300 metros cúbicos. El consumo en estos días de verano es el doble que el resto del año, cuando Amjasa suministra una media de 15.300 m3.
Con todo, el municipio dispone con la desalinizadora de un margen tan grande que incluso puede ceder agua a otros municipios. De hecho, como ya ha ocurrido en los últimos veranos, desde el pasado 15 de julio, Amjasa está vendiendo caudales al consorcio de Teulada y Benitatxell. Cada día, ese consorcio recibe de Xàbia unos 900 ó 1.000 m3 de suministro potable.
Dénia empleará 30.000 litros de agua sólo en el primer riego de 138 palmeras
En días pasados ha dado comienzo la plantación de las 138 grandes palmeras que forman parte del proyecto municipal de remodelación del principal acceso a Dénia, el de la carretera CV-725 en su tramo de rotondas. Un proyecto que cambia la imagen de la entrada a la ciudad remodelando las 4 glorietas existentes con el empleo de vegetación y elementos de agua, y renovando las luminarias. La remodelación de este tramo de la CV-725 tiene un coste aproximado de 1,7 millones de euros y se financia con el Fondo de Inversión Local del Gobierno. De esa cantidad, casi medio millón se destina a la adquisición y colocación de jardinería.
Pero una cosa es el coste del proyecto en sí, y otra el que acarreará en adelante el mantenimiento de las nuevas zonas ajardinadas y el propio arbolado. Son más de 150 árboles que podar, que regar y que tratar, un coste que todavía está por cuantificar. No obstante, el propio proyecto adelanta ya algunos detalles. Para el riego se empleará agua potable. Además, una vez instalado el arbolado deberá hacerse un primer "riego abundante" (de al menos 200 litros de agua por árbol) "para evitar que las raíces se encuentren con un medio seco y con bolsas de aire". Eso supondrá emplear un mínimo de 27.600 litros para regar las 138 palmeras. Pero también habrá que regar los 4 olivos de origen calabrés, los 13 dragos, y el resto de ejemplares de árboles previstos en las rotondas. La cifra total superará fácilmente por tanto los 30.000 litros de agua para ese primer riego abundante.
Y aunque sea con menos abundancia, las nuevas zonas ajardinadas del acceso a Dénia también deberán regarse continuamente en adelante. El propio proyecto hace una estimación del agua que será necesaria para mantener en condiciones óptimas la vegetación, y que llegará al empleo de 41.454 metros cúbicos por día en el mes de máxima demanda de agua.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Heráldica

Los mejores restaurantes en Valencia

¿Conoces la historia y los orígenes de tu apellido? Visita nuestro canal de Heráldica y descarga tu lámina. Si no encuentras tu apellido, pídelo gratis.