Pasear estos días por Algar del Palància permite descubrir el trabajo realizado con paciencia y esmero durante todo un año por alrededor de medio centenar de personas, en su mayoría mujeres de varias asociaciones que se han unido con un objetivo común: Decorar el municipio con árboles de Navidad tejidos a mano simulando hojas. La iniciativa, realizada con ganchillo, ha tenido tanto éxito que no solo se ha hecho el árbol central de la plaza, como estaba previsto, sino también otros más reducidos para el ayuntamiento, la biblioteca, el Centro Cívico y el consultorio médico e incluso se facilitó material al colegio para que los alumnos lo montaran.

El alcalde, Juan Emilio Lostado, explica que el proyecto ha movilizado a varios colectivos: Anda K’Andarás, el Grup de Dança la Solana, los jubilados y la asociación contra el cáncer. Después de que Estivella hiciera un árbol gigante de este tipo ya el año pasado, con hojas de distintos colores, l a idea era dinamizar Algar haciendo otro pero en tonos de verde, según explicaban María Mercedes Lostado y Rosa Bolinches, dos de las coordinadoras del proyecto, que destacan los simpáticos motivos navideños, también creados de manera artesanal, que mejoran su conjunto. Aunque la pandemia obligó a hacer en casa tareas que antes que se hacían en común, no hay duda de que ha embellecido y cohesionado más el pueblo. De hecho, ya hay ideas para enriquecerla en 2021.