J. R., Valencia

El pleno del Consell aprobó ayer el plan para la prevención de la violencia y promoción de la convivencia escolar (Previ), que entrará en vigor a lo largo del presente curso, y que cuenta con un presupuesto inicial de algo más de tres millones de euros. El conseller de Educación y Cultura, Alejandro Font de Mora, expuso el contenido de este documento que, según dijo, tiene como principio la «tolerancia cero» para la violencia y el acoso escolar.

El Previ, que será revisado anualmente en el Observatorio para la Convivencia Escolar, regula los protocolos de detección y actuación en casos de violencia escolar y tiene como principal objetivo prevenir este tipo de situaciones. Las medidas, según explicó Font de Mora, van dirigidas a la comunidad escolar, a la población de riesgo y al conjunto de la sociedad. El Plan recoge actuaciones ya en marcha y nuevas medidas, tales como la creación de un registro central on line para casos de violencia escolar.

Font de Mora anunció también la elaboración de «la encuesta más grande del mundo» entre más de 40.000 alumnos de tercero y cuarto de Secundaria para obtener una radiografía sobre la salud del clima escolar. La formación del profesorado, el fomento de las tutorías, la potenciación de la figura del psicopedagogo y el desarrollo de planes de convivencia individualizados por centros y la convocatoria anual de unos premios que estimulen las buenas prácticas, serán otras de las medidas del Plan aprobado ayer en el Consell.