Los conductores de Alicante y Valencia son los que más probabilidades tienen de perder el permiso de conducir de entre las capitales de provincia españolas, según un estudio que ha divulgado hoy Automovilistas Europeos Asociados (AEA).

Esta es una de las principales conclusiones del «Informe sobre el carnet por puntos en el ámbito urbano», en el que se destaca que la aplicación del permiso por puntos en capitales de provincia se realiza de forma «arbitraria y caprichosa».

En el análisis de AEA, que ha evaluado los datos de 8.118 municipios, se resalta que no se ha podido llegar a una explicación «razonable y concluyente» que explique las razones por las que los conductores del municipio de Alicante tienen, por ejemplo, novecientas veces más probabilidades de perder el permiso de conducir que uno que resida en Salamanca. O que también los de Alicante tengan también de cinco veces más de probabilidades que uno que viva en las Palmas de Gran Canaria, por comparar municipios con población (335.052 y 383.050 habitantes, respectivamente) y tasas de accidentalidad similares (0,015 víctimas por cada 1.000 habitantes frente a 0,012). En Valencia, los conductores tienen de media casi 4 puntos menos del carné.

En su análisis respecto a si influye la población o el censo de conductores resalta que no, ya que en Málaga (568.479 habitantes), Sevilla (700.169) o Barcelona (1.611.822) la tasa de multas por cada 100 conductores apenas llega al 1. AEA también descarta que la retirada de puntos guarde relación con el número de víctimas. Para AEA el permiso por puntos debe ser rediseñado para evitar actuaciones arbitrarias. La retirada del permiso tampoco «guarda relación alguna ni con el tamaño del municipio», aseguran.