La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, ha lanzado críticas veladas a Ximo Puig en la sesión de investidura en las Corts por el adelanto electoral, una decisión que aún irrita a la líder de Compromis y que ha estado en el trasfondo de buen parte de su intervención en la sesión de investidura de Ximo Puig.

Oltra ha asegurado que ella defiende la lealtad, con mayúsculas, la que significa 'cerrar filas, siempre, cubrir espaldas, siempre, lealtad es razonar el no cuando no se ha podido encontrar el si. Lealtad es encontrar un silencio con los dientes apretados, pero echar una mano cuando hace falta". Señor Puig, tener Botànic, es hacerlo crecer'

Oltra también ha reprochado en ese momento que hacer crecer el Botànic no puede entenderse en casos como los de Sueca u Oliva, ambos municipios gobernados por Compromís y donde los socialistas se han acercado a la derecha, lo que podría llevar a la coalición a la oposición. Eso también es Botànic ha dicho al presidente, al que se ha dirigido en varias ocasiones como señor Puig.

Oltra ha defendido el comercio de proximidad frente a los mastodontes en clara referencia al proyecto de Intu Mediterráneo y ha repasado la gestión de estos cuatro años aunque muy centrada en las consellerias de Compromis.

Ha hablado de la emergencia climática, de la creación de empleo a través del cuidado de personas, de la precariedad laboral y de la necesidad de seguir luchando contra la desigualdad con leyes como de la función social de la vivienda y contra la violencia machista.