23 de agosto de 2019
23.08.2019
Empleo público

Sanidad busca director médico en Alzira tras renunciar el último elegido

El puesto lleva cinco meses vacante, desde que Liliana Fuster "ascendiera" a la gerencia

22.08.2019 | 23:17
L. Fuster e I. González el primer día de gestión pública del centro.

La Conselleria de Sanidad ha abierto de nuevo el proceso para nombrar a un nuevo director médico y subdirector médico en el Hospital de la Ribera. Los puestos, al menos el primero, lleva vacante cinco meses después de que la exdirectora médica Liliana Fuster fuera «ascendida» a la gerencia y la última persona seleccionada renunciara antes siquiera de tomar posesión. El cargo -justo por debajo de la gerencia- suma así cinco meses en vacío. Mientras, es la propia gerente y exdirectora médica y la hasta ahora subdirectora médica Pino Benavent las que vienen repartiéndose el trabajo de la dirección médica.

De esta forma es la segunda vez en cinco meses que la administración abre este proceso selectivo. La búsqueda de responsables internos se está convirtiendo ya en una piedra en el zapato de la conselleria apenas año y medio después de que el hospital, el emblema de la colaboración pública-privada en la sanidad y que dio nombre al modelo, volviera a integrarse en el sistema público.

La encargada de capitanear el departamento en los primeros compases de «vida pública» fue Isabel González que ya había supervisado el complicado e inusitado proceso de reversión como directora general de la Alta Inspección. González estuvo al frente de la Ribera el primer año, hasta que el pasado mes de marzo se jubiló. Fue entonces cuando su directora médica Liliana Fuster asumió la gerencia en funciones hasta que a principios de mes ha sido ratificada.

La propia consellera de Sanidad, Ana Barceló, ha negado que existieran problemas internos que estuvieran complicando la cobertura del puesto. Fuentes internas del hospital, sin embargo, ponen el foco en el poco tiempo que ha pasado desde la reversión y en que no se ha acometido una «renovación» efectiva de cargos intermedios ya que solo se cambiaron los puestos de dirección una vez el hospital pasó a ser público.

Una convivencia «difícil»

En esta situación, el nuevo director o directora médico del centro tiene que enfrentarse a jefes de servicio que fueron nombrados por la anterior gerencia «lo que podría estar complicando la convivencia y haciendo que el puesto no sea deseable», apuntan fuentes internas. Desde la entrada de Carmen Montón a la Conselleria de Sanidad se apostó por abrir procesos de valoración de méritos para nombrar a los jefes de servicio de los hospitales, proceso que, en Alzira no se han realizado.

La conflictividad laboral, además, es alta partiendo de que los 1.400 trabajadores laborales contratados por Ribera Salud en el área pasaron a depender de la administración bajo una nueva figura jurídica «ad hoc» sobre la que se ha planteado más de una duda. La Conselleria de Sanidad ha tenido que asumir, además, compromisos como alargar un convenio colectivo que ahora se debe renegociar, los pluses económicos que había firmados entre empresa y parte del personal.

El proceso público que ahora se abre valorará los méritos de los candidatos aunque, al igual que las gerencias, el puesto sigue siendo de libre designación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendarios 2019/20

Calendario Laboral y Escolar Comunidad Valenciana

Consulta el calendario de 2020

Todos los días festivos nacionales, locales y de las ciudades de València, Castelló y Alicante de 2020, así como el calendario escolar para el curso 2019/20.