30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Volverá a ser juzgado el próximo 18 de febrero por otra pieza

Durante el juicio, Enrique Arnal aseguró que el expresidente de esta empresa pública y exalcalde de Manises Enrique Crespo «quería que todos los directivos fuesen única y exclusivamente del PP» y que si quería trabajar en esta firma tenía que afiliarse o «seguir las directrices del partido». Además, Arnal declaró que la exigencia de Crespo se la comentó el exgerente Esteban Cuesta y añadió que esa afiliación o seguimiento de las directrices del PP suponía «estricta confidencialidad en lo relativo a proveedores y personal». «Yo quería irme, quería arreglar un despido improcedente y que me pagasen unas horas acumuladas. Pedí 90.000 euros. Me dijo que Crespo no contemplaba esa opción y que si quería irme que sería con una mano delante y otra detrás».

También le ofrecieron la opción de afiliarse al Partido Popular o «seguir las directrices del partido», a lo que respondió que no se afiliaría pero que no se oponía a seguir las directrices del PP y mantener la confidencialidad en los extremos que le pidieron. Según avanzó «eldiario.es», Arnal volverá a ser juzgado por otra pieza separada de Emarsa el próximo 18 de febrero.

Compartir el artículo

stats