Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oliva quiere destinar sus fondos a activar la economía cuando pase la pandemia

El ayuntamiento, completamente saneado, tiene 7,2 millones de euros en el banco - El Gobierno local pide autorización a la Administración

Oliva quiere destinar sus fondos a activar la economía cuando pase la pandemia

Oliva quiere destinar sus fondos a activar la economía cuando pase la pandemia

La gestión realizada en la anterior legislatura en el Ayuntamiento de Oliva permitió no solo sanear la economía de la institución, sino que permitió que, a día de hoy, el consistorio tenga en el banco nada menos que 7,2 millones de euros. Algo que ya quisieran para sí cientos de ayuntamientos endeudados por los años de gastos desmesurados. Pero ese dinero, en aplicación de las leyes de estabilidad presupuestaria aprobadas por el Gobierno de España, no se puede gastar de forma discrecional, sino solo en determinadas actuaciones.

Por eso, en esta situación de catástrofe económica generada por la pandemia del coronavirus, el Ayuntamiento olivense se ha situado entre los primeros en dar un paso al frente y abrir el debate político de que, ahora más que nunca, ese valioso botín metido en el banco debería destinarse a reactivar la economía local y a generar empleo para que, una vez pase el estado de alarma, volver poner en marcha toda la maquinaria productiva y social.

El alcalde de Oliva, David González, recordó ayer a este periódico que ya en 2008 el ayuntamiento solicitó a la Administración del Estado flexibilizar la normativa y permitir gastar ese dinero a criterio del ayuntamiento, dado que entonces el consistorio ya no tenía deuda y había alcanzado la absoluta estabilidad presupuestaria. Pero González añade que, en la situación actual, esa flexibilización «se hace todavía más evidente».

En la misma línea se pronunció la vicealcaldesa, Ana Morell, quien considera «absurdo» que en estas dramáticas circunstancias para muchas personas y empresas, una administración en situación económica estable, sin deuda pública, «no pueda hacer uso del remanente de tesorería para aplicar medidas extraordinarias, hacer frente a esta crisis» e impulsar políticas de estímulo económico que generen ocupación en el momento en que todo eso sea posible.

Gracias al decreto de estado de alarma promulgado por el Gobierno español el pasado 14 de marzo, ese superávit acumulado ya puede dedicarse a políticas sociales dirigidas a las personas más vulnerables. Eso ya se está haciendo, pero el Gobierno local, integrado por los grupos de Compromís y PSPV-PSOE, quiere que una parte de esa bolsa de 7,2 millones ahorrados por el consistorio también se pueda destinar políticas dirigidas a la promoción y estímulo de sectores económicos especialmente afectados en Oliva, entre los que se encuentran el turismo y el comercio. El objetivo sería tanto facilitar que empresas y autónomos puedan arrancar de nuevo tras la crisis como evitar el cierre de negocios y reactivar los muchos puestos de trabajo que ahora están inactivos. En definitiva, usar los ahorros para alcanzar la normalidad cuanto antes.

Esta iniciativa del Gobierno local olivense ha sido avalada por el conjunto de los grupos políticos municipales. El alcalde señaló ayer a este periódico que desde que irrumpió esta terrible situación pidió unidad a todos los partidos, tanto para compartir la información y la gestión que se haga como para contribuir a remar la misma dirección. «Esa unidad, que se está produciendo, es algo que valoro muy positivamente», destacó ayer David González.

1,1 millones pagados en facturas

Otro síntoma de la saludable situación económica de Oliva es que el ayuntamiento ha vuelto a ponerse al día en el pago a proveedores durante el actual estado de alarma. Según explicó ayer a Levante-EMV la vicealcaldesa Morell, que también es delegada de Hacienda, en apenas diez días se han inyectado 1.100.000 euros para liquidar todas las facturas que estaban pendientes de pago una vez han sido validadas por el departamento de Intervención.

«De esta forma estamos ayudando a las empresas que trabajan con el ayuntamiento a tener liquidez en un momento en el que más lo necesitan. Es mejor que ese dinero lo tengan quienes ya han trabajado que nosotros en el banco», añade Morell.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats