Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los colegios tendrán más personal de comedor el próximo curso

Los centros deben detallar a conselleria los monitores que necesitan y contratarlos antes de agosto

Dos alumnas comparten mesa y comen juntas en un centro educativo de la ciudad de València.

Dos alumnas comparten mesa y comen juntas en un centro educativo de la ciudad de València. e. ripoll

Los colegios contarán el próximo curso con más personal del habitual en el servicio de comedor escolar. Así se deduce de una de las últimas cartas que la Conselleria de Educación ha remitido a los equipos directivos, en la que se pide a los centros de Infantil y Primaria que detallen sus necesidades para mantener este servicio esencial con las nuevas medidas sanitarias y de protección implantadas por la covid-19.

En el texto, firmado por Miguel Soler, secretario autonómico de Educación y FP, se detalla que los escolares podrán comer en las mismas aulas en las que reciben clase. En este caso, los menús se distribuirán en «carros con bandejas» y compartirán clase los escolares que ya lo harán habitualmente en lo que se ha denominado «grupos burbuja» o «grupos de convivencia estable», como publicó este periódico.

Para el alumnado que sí use el comedor, las mesas deben estar distribuidas facilitando que se respete el metro y medio de distancia entre los escolares de diferentes clases, quienes «deberán evitar en todo caso el contacto con otras personas fuera del grupo».

Por eso, teniendo en cuenta estas indicaciones, la conselleria solicita a los centros que hagan un cálculo del incremento de monitores y monitoras que harán falta y del coste económico de convertir las aulas en comedores durante el descanso de mediodía. El objetivo de esto es, según recoge la petición del pasado viernes, recopilar las necesidades de cada centro y cuantificarlas para que, próximamente, la conselleria pueda comunicar a cada escuela la cantidad económica asignada (que varía según el alumnado), y que los centros cierren las contrataciones con las empresas de comedor antes del 31 de julio. Asimismo, los centros deben hacer constar el incremento económico en sus gastos de funcionamiento.

Por otro lado, en la guía de recomendaciones para 2020-21 que los ministerios de Educación y FP y Sanidad han realizado junto a las comunidades autónomas, se apunta que las aulas que se usen como comedor deben garantizar la «seguridad alimentaria» y que los alimentos siempre se han de servir calientes.

El documento indica que los menores de 10 años pueden comer con los compañeros de su grupo y que, si lo hacen en el comedor, deben contar con un turno y un espacio asignado. Además, el espacio deberá ser desinfectado tras cada turno. Si coinciden grupos, la guía sugiere que haya «mamparas de material no poroso que compartimenten el espacio para que puedan compartirlo». Los mayores, por su parte, sí deben mantener la distancia.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats