Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marian Calís: "Hay mucha vida después del cáncer de mama, ya nada es igual que antes"

Un grupo de cinco mujeres que ha superado la enfermedad llega al puerto de València en su travesía para recorrer en barco toda la península

Marian Calís (centro), junto al resto de mujeres en el velero con el que están dando la vuelta a España. | J.M LÓPEZ

Marian Calís (centro), junto al resto de mujeres en el velero con el que están dando la vuelta a España. | J.M LÓPEZ

La primera noche navegando por el mar Cantábrico sufrieron una tempestad. «Pasamos mucho miedo porque no sabíamos lo que era el mar revuelto y ninguna teníamos experiencia en navegación, pero gracias a la tripulación lo superamos». «Es como la primera sesión de quimio. Estás aterrada, pero cuando te la dan sabes que puedes seguir adelante, apoyándote en tu familia y los oncólogos en los que confías. Como si fuera tu otra tripulación. En el cáncer de mama pasamos muchas tempestades, pero confiamos en el equipo y salimos adelante».

Son las palabras de Marian Calís, de Elx, una de las cinco mujeres supervivientes de cáncer de mama que han decidido rodear la península en un velero para visibilizar la lucha contra esta enfermedad, pero sobre todo para dar un mensaje de vitalidad. «Hay mucha vida después del cáncer de mama. Cuando lo superas nada es igual que antes, es hasta mejor. Porque tu escala de valores cambia radicalmente, los problemas que tenía hace 5 años ya no me preocupan».

En el acto que se celebró con motivo de la llegada del velero estuvieron presentes la consellera de Sanitat, Ana Barceló, la oncóloga Ana Lluch, y la concejala de Igualdad, Lucía Beamud.

Durante el desembarco la doctora Ana Lluch aseguró que «el 85 % de las pacientes de cáncer de mama en España se van a curar gracias a la investigación». Además Lluch destacó en su intervención que la Comunitat Valenciana cuenta con el mejor sistema de diagnóstico precoz para este tipo de enfermedades de toda España.

Otra de las mujeres que participa en el reto es Lorena Madrid, de Cartagena, que en 2015 estaba en la habitación del hospital recibiendo radioterapia, y decidió que algún día se apuntaría a este reto que se organiza cada año. «Ojalá las mujeres que están pasando hoy por un cáncer se vean reflejadas en nosotras, el mayor premio que nos pueden dar es poder ayudar a otras mujeres». Porque, según cuenta Marian, al principio la palabra cáncer es igual a muerte. «La primera sensación es un salto al vacío. Parece que te vas a caer y estamparte contra el suelo, pero luego ves que hay una red que te recoge; la familia, los médicos, los tratamientos, y confías en que puedes luchar para salir de ahí».

«Lo peor es el vacío»

Y a pesar de todo Marian asegura que lo peor es el vacío tras superar la enfermedad. «Cuando lo sabes estás muy centrada en seguir los pasos de operación, quimio y radio, pero cuando terminas acabas destrozada a nivel anímico. Estás contenta, sí, pero también muy cansada y te quedas con una sensación de vacío y piensas, «¿ahora qué?».

Ahora Marian afirma que tiene las pilas recargadas una nueva afición, les queda solo una etapa para llegar a Barcelona y acabar su viaje, y cuando llegue afirma que lo primero que hará será contactar con un club de regata de Elche.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats