Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La gestión de los lodos de las depuradoras se unifica en un contrato por los sobrecostes

Egevasa centraliza el tratamiento de fangos de 101 instalaciones y abre la puerta a trasladar a parcelas de Albacete y Cuenca hasta 14.000 toneladas de sesenta estaciones - En el último año no han podido cumplirse varios de los destinos fijados

La gestión de los lodos de las depuradoras se unifica en un contrato por los sobrecostes

La gestión de los lodos de las depuradoras se unifica en un contrato por los sobrecostes

La empresa mixta de aguas Egevasa ha decidido unificar en un solo contrato la gestión integral de retirada y transporte de lodos procedentes de 101 depuradoras de la provincia de València después de los «notables» sobrecostes e incumplimientos detectados en la explotación del servicio en el último año.

Según indica en una memoria la firma participada al 51% por la Diputación de Valencia, por «motivos ajenos a la voluntad de Egevasa» los fangos procedentes de los centros de transferencia de Rotglà y Riola han estado depositándose en parcelas de diversas localidades de la provincia de Albacete, en lugar de acabar abonando campos agrícolas de Villena y Zarra, como estipulaba el contrato.

De igual forma, por razones operativas también se modificó el destino de gran parte de los lodos procedentes de pequeñas depuradoras que debían depositarse en parcelas de Camporrobles y Villargordo del Cabriel y que, ante la imposibilidad material de hacerlo, han pasado a transportarse hasta la provincia de Cuenca. Dado el incremento de la distancia a recorrer, dichos cambios han provocado «un notable aumento de costes en relación con los servicios prestados», debido a los importes facturados más elevados.

Al alargarse las distancias no han podido efectuarse todas las retiradas proyectadas en el tiempo marcado, lo que ha generado retrasos y una reducción de la frecuencia de recogida, al tiempo que ha hecho necesario contar con un mayor número de camiones. Además, la logística de los centros de transferencia se ha visto alterada y algunos transportistas han decidido plantarse ante la imposibilidad de seguir prestando el servicio al margen de las condiciones pactadas.

En 2015, Egevasa dividió la contratación de la recogida y traslado de lodos en seis lotes , por zonas geográficas. En agosto de este año, sin embargo, la empresa optó por finiquitar los compromisos en vigor, no agotando las prórrogas previstas. El objetivo: agrupar la gestión en un único contrato que aglutine todas las áreas, con tal de «optimizar las rutas al máximo» y adecuar los recursos empleados a la demanda real de servicios en cada momento.

Nuevo pliego

El nuevo pliego contempla el traslado de alrededor de 22.000 toneladas de lodos procedentes de 101 depuradoras, cada una de ellas con un precio distinto para deshacerse de sus fangos. A diferencia de los anteriores contratos, el documento abre la puerta a que alrededor de 14.000 toneladas de 60 depuradoras puedan acabar en parcelas agrícolas de fuera de la C. Valenciana. 6.600 tn se enviarán a la planta de compostaje que Egevasa tiene en Calles o a distintas parcelas de Ayora y Zarra. El resto, sin embargo, podrán terminar en Albacete o Cuenca si no encuentran cabida en Calles o en otros campos de València.

El contrato se ha licitado por una cuantía inicial de 776.447euros el primer año, con opción de cuatro prórrogas por un importe global de 3,3 millones. Esta vez, Egevasa ofrece a la contratista la opción de ampliar el gasto hasta un 20 % para poder atender posibles cambios en los destinos o aumentos en las toneladas tratadas.

Compartir el artículo

stats