El órgano de fiscalización de las cuentas públicas valencianas señala que al cierre del ejercicio 2019 se mantiene la existencia de un gran número de procedimientos judiciales que están en curso y de ellos pueden derivarse responsabilidades para la arcas de la Generalitat. Sin embargo el síndic asegura que no puede realizar una estimación económica de esas responsabilidades. Pero sin perjuicio de ello se detecta un déficit de provisión de fondos para la cobertura de esas responsabilidades por lo que apunta a incluir 251 millones.