Joves Socialistes del País Valencià (JSPV) ha expresado hoy su “máximo rechazo” a los escándalos de corrupción en los que estaría supuestamente implicado el rey emérito Juan Carlos de Borbón y que para la organización juvenil suponen “un argumento más” para defender un modelo de estado “republicano, laico y federal” alternativo a la monarquía parlamentaria.

Así lo han expresado en un comunicado en el que la formación de juventudes del PSPV manifiesta asimismo su apoyo a que el Congreso investigue los negocios "turbios" que rodean al que fue jefe del Estado español, "fugado" actualmente en Emiratos Árabes, dicen, para que se diriman “todas las responsabilidades penales y políticas y se aplique el principio de igualdad ante la ley”. 

La posición de los jóvenes del PSPV se aleja así de la mantenida por el partido en el Congreso de los Diputados, donde ha votado junto con PP esta semana para vetar la admisión a trámite de la comisión de investigación sobre el presunto uso de tarjetas opacas por parte de Juan Carlos I, solicitada entre otros grupos por Unidas Podemos.

 

Joves Socialistes considera “una anomalía democrática” que España continúe teniendo una jefatura del Estado “hereditaria, machista y anacrónica”, con una Casa Real española “falta de transparencia y salpicada desde hace años por varios escándalos de corrupción”, una institución que cada vez cuenta con menor apoyo de la ciudadanía, según varios sondeos, anotan.

 

Por último, la organización juvenil no esconde su ideario republicano y pide “valentía política” para reformar la Constitución de 1978 “no para que Leonor gobierne, sino para que el pueblo decida con su voto a sus máximos representantes”.