Decenas de personas se han concentrado esta mañana en las inmediaciones del complejo policial de Zapadores para dar apoyo a los nueve manifestantes detenidos ayer en las protestas contra la condena al rapero Pablo Hasel y en favor de la libertad de expresión. Los detenidos pasarán esta tarde a disposición judicial y ocho de ellos están imputados por desórdenes públicos.

Durante la concentración tomaron la palabra varios familiares de los detenidos, una de ellas aseguró que “no han hecho nada salvo pedir libertad de expresión, así que esperamos que salgan libres”. El acto estaba convocado a las doce y media de la mañana y contó con la presencia de un furgón policial y cinco agentes.Nada más comenzar, uno de los asistentes fue identificado y a lo largo de la concentración la policía llamó varias veces la atención al grupo de personas para que respetaran la distancia de seguridad y se dispersaran.

Después de una hora, y tras la información por parte de los abogados de que los detenidos pasarían a disposición judicial esta misma tarde, se ha convocado otra concentración en la Ciudad de la Justicia para recibir a los detenidos y darles apoyo.

Actuación desproporcionada

"No los conocemos pero vimos cómo los detenían y hemos querido venir para darles el calor de la gente", apunta David Ortiz, uno de los concentrados que tacha la actuación policial que se vivió ayer en el centro de València de "desproporcionada". Sabina, otra de las asistentes, asegura que fue golpeada varias veces por la policía que incluso la tiró al suelo. A pesar de todo, Ortiz insiste en que la actitud de los manifestantes de ayer fue mayoritariamente pacífica, algo que pudo comprobar este diario en su cobertura a pie de calle.

Una de las razones de la convocatoria de este jueves fue la indignación por las cargas policiales que se vivieron el martes en la plaza del Ayuntamiento y que provocaron las críticas de parte del Govern del Botànic a la Delegada del Gobierno Gloria Calero. Pero además de eso, Ortiz apunta que se concentran "por la libertad de Pablo Hasel, por la libertad de expresión y contra la brutalidad policial".