Cuando la persona vulnerable decide pedir ayuda apenas hay margen de maniobra. Así, en demasiadas ocasiones, tanto las entidades que trabajan con personas que van a ser desahuciadas como la propia Administración conoce los casos de familias vulnerables que se van a quedar en la calle cuando el lanzamiento está a punto de producirse.

Por ello, la Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, que dirige Rubén Martínez Dalmau, ha decidido abrir un canal de comunicación directo con vecinos y entidades que puedan informar de lo que pasa para que la Administración pueda actuar en aras de que las familias vulnerables no se queden sin techo, mientas se amplía al red de vivienda pública.

«En cuanto asumí el cargo y me puse a disposición de quien lo necesitara para intentar evitar situaciones dramáticas de pérdida de vivienda el teléfono no ha parado de sonar. Hay una emergencia habitacional evidente que precisa de una comunicación directa para poder trabajar con las familias porque la realidad es que esta Administración no puede actuar cuando desconoce los casos pero si hemos tenido conocimiento -como en las actuaciones de la Pobla de Vallbona, Torrent o Alfafar, gracias a las denuncias publicadas en Levante-EMV, y en tantas otras- hemos actuado de inmediato porque nuestra política de vivienda es clara y un techo digno es la base», explica la directora general de Emergencia Habitacional, Función Social de la Vivienda y Observatorio del Hábitat y Segregación Urbana, Pura Peris.

Así, Peris planteó a finales de año que establecer una comunicación directa con los afectados que «ayudara a una atención temprana» de los casos de desahucio «era una prioridad».

Una red de ayuda

«Estuvimos estudiando cuál podía ser la opción más directa, teniendo en cuenta que hay personas muy vulnerables que no disponen de medios. Por eso hemos optado por un canal de Whatsapp. Sea cual sea la vulnerabilidad de la persona, casi todo el mundo tiene un móvil en la actualidad. Lo que queremos es que, cuando una persona reciba una notificación no se espere y pregunte en este canal. Ahí puede mandar una foto del escrito y desde la conselleria le asesoraremos sobre lo que debe hacer y cómo hacerlo porque se trata de generar una red que ayude a solucionar los casos», explica Pura Peris quien recuerda que «es muy frecuente que la persona afectada busque ayuda cuando tiene el lanzamiento a las 24 o 48 horas».

El objetivo de este canal -que será abierto y pretende contestar o ponerse en contacto con el usuario ese mismo día para que complete la documentación o resolver dudas- tiene por objetivo llegar a los más vulnerables .

La conselleria lanza ahora el canal porque ya tiene en marcha la unidad de desahucios «que cuenta con una trabajadora social y una técnica jurídica que van tramitando los casos urgentes, por lo que es primordial poder hacerlo de forma temprana y para eso necesitamos la información cuanto antes. No contamos con recursos personales, hemos padecido restricciones pero necesitamos buscar métodos para actuar ante la emergencia habitacional. Creemos que este canal puede formar parte de un proyecto piloto que sirva como base de trabajo, ya que hay que controlar esa aplicación con la ley de protección de datos y vehicularla con la unidad de desahucios».

El nuevo canal se presentará la próxima semana en la Mesa Antidesahucios y empezará a funcionar en marzo.