La especialidad que tiene más lista de espera para una operación no urgente en los hospitales valencianos es cirugía plástica con una media de 220 días, según los datos del corte de enero de 2021 publicados por la Conselleria de Sanitat. Son 104 días más que hace un año. Y los pacientes en espera son más de 1.800.

La sigue la cirugía torácica con 202 días de media, que son 56 más que hace un año, y una lista de 117 personas (60 menos). En tercer lugar está la especialidad pediátrica con 180 días y 1.275 pacientes esperando, seguida por cirugía ortopédica y traumatología con 177 días y 20.621 pacientes; neurocirugía con 173; otorrinolaringología, 154; cirugía maxilofacial, 140; urología, 138 y ginecología, 136.

Por contra, los enfermos que menos tiene que esperar para ser intervenidos son los de cardiovascular, con 71 días de media y 322 pacientes en lista, seguidos de los oftalmología con 103 días de demora media y 14.042 pacientes en lista. La especialidad de dermatología tiene una espera de 104 días y 65 pacientes en demora. A continuación está cirugía vascular con 105 días y 1.647 enfermos en lista.

A nivel general, según los últimos datos de la conselleria que preside Ana Barceló, el primer mes de 2021 se cerró con una media de 142 días (más de cuatro meses y medio) en la demora estructural, 17 días más que en el final del año pasado (125 días).

Es el peor dato desde septiembre (151), mes en el que comenzó a descender desde el pico de agosto (157) tras la primera oleada del coronavirus, cuando desde marzo (97 días) se fue incrementando mes a mes. Cabe recordar que en agosto también se eleva la demora por el descenso de la actividad en los quirófanos debido a las vacaciones de los médicos. Así, la lista de espera se ha situado en niveles de julio (147 días), aunque cinco días por debajo.

Te puede interesar:

Si comparamos con enero de 2020, el aumento es de 56 días, pues entonces la espera media estaba en 86 días, que bajó a 80 en febrero, la cifra más baja del pasado año a partir de la cual empezó a subir debido a la crisis sanitaria. Marzo se situó en 97 días, por los 126 días del corte de abril, los 150 de mayo, o los 154 en junio (ver gráfico superior). Estos meses recogieron la paralización de los quirófanos en esa primera ola.

Septiembre fue el mes que inició la ‘desescalada’ en la demora, que se confirmó en octubre (131 días) y en noviembre (120). A finales de octubre, la secretaria autonómica de Eficiencia Sanitaria, Concha Andrés, en una comparecencia en las Corts, ya avisó de que si se agravaba la situación en los hospitales y en las UCI por la covid-19, la lista podría volver a aumentar si se paraba de nuevo la actividad en quirófanos. Es lo que al final ha sucedido, según el balance de enero con la tercera ola, cuando se paró la actividad quirúrgica programada y no urgente.