Las residencias de personas mayores no registraron ayer ningún positivo entre los usuarios o los trabajadores, según la notificación diaria de la pandemia de la Conselleria de Sanidad. Una cifra alentadora tras un año de pandemia propiciada por la campaña de vacunación iniciada el pasado 27 de diciembre en el sector sociosanitario. Un dato que quedó empañado porque 13 de los 38 fallecidos ayer eran residentes que no han podido superar la covid-19.

Los 38 fallecidos notificados ayer suponen veinte víctimas mortales más que las notificadas el pasado lunes. Por provincias, la de Valencia sigue siendo la más damnificada con 25 decesos, seguida de Alicante con 11 muertes y Castelló con dos fallecidos. El total de defunciones desde el inicio de la pandemia asciende ya a 6.752 personas en un año: distribuidas en las 3.453 víctimas mortales de la provincia de Valencia, 2.539 en la de Alicante y 760 en la provincia de Castellón.

Respecto a los nuevos contagios, Sanidad notificó ayer un total de 585 casos de coronavirus confirmados por prueba PCR o a través de test de antígenos. La cifra total de positivos asciende ya a 379.549 personas. Los nuevos positivos siguen elevados en la provincia de Valencia, 320 casos (198.007 en total), 225 en Alicante (142.774 desde el inicio de la pandemia) y 40 en Castelló (38.766 en este año pandémico).

La cifra de 585 nuevos contagios representa un descenso del 29,4 % respecto al número de casos producido el martes pasado (829). El descenso de positivos ha supuesto que la incidencia acumulada a 14 días de la Comunitat Valenciana se sitúe en 103,62 casos por cada 100.000 habitantes. Un descenso de 8,36 puntos respecto al lunes que ascendía a 111,98 casos. Desde el martes pasado, la incidencia acumulada ha bajado en 99,15 puntos, de 202,77 casos a los 103,62 de ayer por lo que la incidencia acumulada de la Comunitat Valenciana se sitúa 64,82 puntos por debajo de la media española. Frente a los 585 nuevos casos, Sanidad tramitó ayer 1.411 altas por lo que por cada nuevo contagio se han concedido 2,41 altas (376.210).

El descenso de positivos también continúa aliviando la presión sanitaria ya que Sanidad notificó ayer 69 hospitalizados menos respecto al lunes y 20 críticos menos en las UCI. Con todo aún hay 1.048 personas ingresadas en los hospitales valencianos (el 7,9 % de las camas sanitarias). Peor situación viven en las UCI que con 248 críticos atendidos por covid-19 supone el 24,6 % de las camas de vigilancia intensiva.

Desde el pasado viernes, Sanidad ha detectado 1.777 contagios nuevos en 204 municipios. La ciudad con más contagios es la capital con 416 nuevos casos en los últimos cuatro días. Alicante es la única ciudad que también supera los 100 contagios nuevos durante el fin de semana. Otros 326 de los 542 municipios valencianos han visto cómo el número de contagios nuevos registrados por cada 100.000 habitantes en las dos últimas semanas ha caído por debajo de los 50 casos. El 60 % de las localidades valencianas ha conseguido frenar el avance del virus y su nivel de riesgo es bajo.

El Clínico monitorizará con el móvil a los pacientes de la covid dados de alta

El Servicio de Medicina Interna del Hospital Clínico de València ha iniciado un programa piloto de monitorización remota de los pacientes dados de alta por covid, en el que al paciente se le facilita al alta un dispositivo similar a un reloj, sin cables, y que está conectado a los datos de su teléfono móvil.

De ese modo, a través del móvil, los profesionales sanitarios pueden llevar un seguimiento en tiempo real de su saturación en sangre, la frecuencia respiratoria y el pulso. En el programa están colaborando también los servicios de Neumología y Anestesiología.

El objetivo es poder llevar un control y seguimiento de los pacientes que durante el ingreso han presentado bajos niveles de oxígeno con la ventaja de hacerlo de forma remota y en tiempo real.

Los pacientes reciben el kit antes de salir del hospital, junto a una explicación de cómo funciona. Se trata de un dispositivo cómodo y simple que únicamente necesita emparejarse a un teléfono con datos de internet, los datos se transmiten de forma online y profesionales del Hospital pueden hacer el seguimiento desde el ordenador. El sistema cuenta con todas las medidas de seguridad en cuanto a información y protección de datos.