Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Mil millones para digitalizar la Generalitat

Los ejes serán las infraestructuras, el gobierno inteligente y sostenible, la educación digital, los servicios sociales, la sanidad y la justicia

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, aseguró ayer que destinará mil millones de euros para digitalizar todo lo relacionado con el gobierno valenciano en el período entre 2021 y 2025. El plan estratégico GEN Digital tiene el propósito, según el Consell, de poner a la autonomía valenciana «a la vanguardia» de la digitalización de los espacios oficiales con fondos que llegarán tanto de la Unión Europea como de recursos propios.

«Es ahora o nunca», dijo Puig al presentar el ambicioso proyecto en el Palau de la Generalitat, después de un año en el que la pandemia de covid-19 ya ha provocado las mejoras en la digitalización en diversos servicios. Para el presidente, la Comunitat se enfrenta a un reto que «va más allá» de la implantación de los cambios tecnológicos.

Puig defendió que la Comunitat se adentrará en una «nueva cultura de la digitalización» de la que, si todo marcha bien, los ciudadanos valencianos serán testigos en los próximos años —se trata de una estrategia a medio y largo plazo.

Gran parte del dinero se invertirá en equipos y en programación, pero también en formación de habilidades digitales para los trabajadores. Se anunciaron, además, reformas organizativas y normativas del conjunto de la Generalitat Valenciana.

Para las autoridades, el éxito de este plan de digitalización conllevará una mejor cohesión social, un aumento de las oportunidades económicas y la superación definitiva de la brecha digital, así como el fin de los desequilibrios territoriales entre grandes ciudades y pequeñas localidades valencianas.

Puig insistió en que, en un momento como el actual y ya adentrados en la tercera década del siglo XXI, es «imprescindible» llevar a cabo la transformación digital que está dentro del plan GEN Digital.

Asimismo, el presidente destacó que debe haber «cooperación» entre las instituciones y el sector privado para un proyecto de la envergadura de este, una premisa que, apuntó, está presente en este plan. A la hora de defender la alta inversión para la digitalización, Puig definió a la Generalitat como una «empresa» de la que todos los valencianos son accionistas.

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, indicó que el actual Ejecutivo valenciano piensa en este plan desde que asumió el poder, en 2015, y que se trata de un «trabajo complicado» porque se partía de una base de digitalización «prácticamente testimonial».

Soler apuntó como objetivo que la Administración se consolide como «transparente, abierta, accesible, ágil, flexible e interconectada», en una relación permanente con la sociedad.

Seis ejes de actuación

GEN Digital girará en torno a varios puntos estratégicos. En concreto, habrá seis de ellos. El primero de los ejes es el técnico, el que dotará de infraestructuras y comunicaciones a los servicios digitales. Mediante otras actuaciones, la Generalitat considera que avanzará «hacia un gobierno inteligente» con actitudes de «transparencia». La sostenibilidad «tanto directa como indirecta» será la tercera pata, en un momento en el que la crisis climática obliga a cualquier proyecto a enfocarse en este aspecto.

Los tres ejes estratégicos restantes se centrarán en las áreas de gobierno más utilizadas por los valencianos: la sanidad, la educación, los servicios sociales y la Justicia. Uno de los puntos más importantes del proyecto es que se genere concienciación sobre la ciberseguridad en la ciudadanía.

El próximo curso escolar tendrá ya un nuevo Centro Digital Colaborativo —previsto dentro de las acciones de GEN Digital— que reforzará, según las autoridades, la relación entre el personal docente, el alumnado y sus familiares, gracias a un «modelo innovador» en el país.

Compartir el artículo

stats