«Es obvio que estamos en una situación complicada que exige una respuesta más contundente. Tenemos que tomar decisiones y las vamos a tomar». Así se expresó ayer el president de la Generalitat, Ximo Puig, para avanzar que en la reunión de la comisión interdepartamental de hoy se acordarán nuevas restricciones, que no concretó, pero que van encaminadas a intentar controlar el repunte de la pandemia provocado por la ‘ola joven’ de casos que han situado la incidencia casi en ‘riesgo extremo’ en la Comunitat Valenciana.

Nuevas restricciones en la Comunitat: qué opciones baraja el Consell

Sobre la mesa del Consell, según las fuentes consultadas por este diario, está restringir más la actividad del ocio nocturno, que ahora cierra a las 2 horas de la madrugada, así como la reducción de aforos y el cierre de playas en determinados horarios.

Las condiciones de los conciertos masivos también podrían estar en el debate. Son ideas que se analizan entre las diferentes sensibilidades del Botànic. El objetivo es reducir la movilidad nocturna para evitar concentraciones de jóvenes que pueden ser foco de contagios, debido a la mayor socialización de este sector, en el que aún no ha empezado la vacunación.

Puig también aseguró que se convocará una reunión con la Delegación del Gobierno y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, así como con la Federación de Municipios, pues los ayuntamientos han de colaborar en el control de las nuevas restricciones que se puedan acordar.

La variante delta ya es la mitad de los nuevos contagios

«Estamos atravesando una situación complicada que, evidentemente, no tiene nada que ver con lo que fue la explosión a principio de año» y que generó un «estrés hospitalario» durante la tercera ola de la pandemia, dijo Puig, que añadió que las medidas se adoptarán tomando como base los estudios de los técnicos y para «intentar mitigar al máximo el avance de lo que es una realidad, la variante delta, que está afectando a la propagación enorme del virus» con una presencia en el 50 % de los casos.

La C. Valenciana se sumará hoy de esta manera a las autonomías que han dado marcha atrás a la desescalada en las últimas horas ante el nuevo crecimiento de contagios y hospitalizaciones. Cataluña y Galicia así lo han hecho.

Los expertos que asesoran a Puig también respaldan introducir nuevas medidas restrictivas para frenar la curva y reducir la tasa de incidencia, que ayer se situó en casi 240 casos por cada 100.000 habitantes, a 10 puntos del «riesgo extremo», según el semáforo de la covid-19 establecido por el Ministerio de Sanidad.

Puig se reunió con los especialistas después de verse con la consellera de Sanidad, Ana Barceló. Estos expertos también apuestan por «ser firmes» en la vigilancia del cumplimiento de las medidas, según las fuentes consultadas.

Los científicos recordaron que la pandemia persiste, pese a que se ha llegado a los más de dos millones de valencianos con pauta completa, pero que hay franjas de edad que aún no han sido vacunadas. Esta semana han comenzado los treintañeros. Por ello, «se debe seguir extremando la prudencia» y el cumplimiento de las medidas de prevención (distancia, mascarilla y, fundamental, ventilación de espacios cerrados). A su vez precisaron que se debe cumplir con los confinamientos preceptivos en los casos de contacto con positivos. Y se reafirmaron en la estrategia de vacunación por franjas de edad de población de mayor a menor edad.