Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El feminismo valenciano exige a Pedro Sánchez que cumpla la agenda de igualdad

Exigen por carta al presidente del Gobierno que rectifique la ley trans y active la agenda feminista

Representantes de las entidades de mujeres frente a la Delegación de Gobierno

Las principales entidades de mujeres que representan al movimiento feminista en la Comunitat Valenciana han trasladado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, un escrito en el que le instan a negociar con las organizaciones de mujeres la controvertida ley trans aprobada por el Consejo de Ministros hace dos semanas y que ahora se encuentra en trámite en el Congreso de los Diputados. Representantes de estas asociaciones, algunas de ellas muy vinculadas al socialismo valenciano, han decidido plantarse ante lo que consideran una cesión por parte del PSOE hacia Unidas Podemos, promotora de la polémica norma. Esta mañana se han trasladado a la Delegación de Gobierno y han entragado a la delegada Gloria Calero el escrito en el que, se un lado, se exige una rectificación en los contenidos más controvertidos de la ley y, de otro, se exige a Sánchez que cumpla con sus compromisos y active la agenda feminista.

"Constatamos que ya es una realidad el retroceso en la protección de nuestros derechos como mujeres, haciendo aumentar la desprotección y afianzando el retroceso en materia de violencia, derechos sexuales y reproductivos y discriminación material y simbólica de las mujeres en todos los ámbitos, así como sobre los derechos más básicos de la infancia y adolescencia", asegura el escrito en relación con el Anteproyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos de las personas lgtbi.

El momento político, además, coincide con el relevo al frente de la vicepresidencia de Carmen Calvo, quien se había opuesto a esta ley aunque finalmente tuvo que ceder. Calvo mantiene un fuerte vínculo personal y profesional con muchas históricas del feminismo valenciano. Una aliada que ahora queda fuera de un Ejecutivo con Podemos en el Ministerio de Igualdad y sin contrapeso en la pata socialista.

En concreto, en la carta, se exige el cumplimiento de las cuestiones fundamentales de la agenda feminista que consideran este Gobierno no ha impulsado, entre otros, la garantía de los Derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, aprobación de una ley abolicionista de la prostitución que acabe con el negocio basado en el abuso y explotación sexual de las mujeres, el principio de paridad o representación equilibrada , una educación coeducativa en igualdad, la eliminación de la desigualdad, de las múltiples brechas que afectan a las mujeres, pobreza, laboral, digital, salarial o la corresponsabilidad social en los cuidados.

Además, exigen a Sánchez que establezca canales de diálogo con las organizaciones de mujeres que vienen analizando las consecuencias derivadas de esta ley. "No se puede confundir sexo y género. El género es una construcción cultural de roles sexistas, no una identidad innata a defender, el género no es ninguno de los elementos a los que se dote de protección conforme al art. 9 de nuestra Constitución, como sí lo son el nacimiento, la raza, el sexo o la opinión, por ejemplo", explican.

En su misiva, recuerdan al presidente del Gobierno que en su labor de activismo han llegado a reunir más de 30.000 firmas recogidas por las distintas entidades nacionales e internacionales en torno a numerosos manifiestos a favor de la igualdad, la mayoría de ellos apoyados por el PSOE.

Fuentes del encuentro con Calero han indicado que la delegada del Gobierno ha mostrado su disposición a hacer llegar el escrito al presidente del Gobierno

Compartir el artículo

stats