Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Comunitat encabeza el alojamiento de refugiados afganos con 39 personas

Los ‘boinas verdes’ de la base alicantina de Rabasa se despliegan en el aeropuerto de Kabul en apoyo a las labores de evacuación de los afganos

La Comunitat encabeza el alojamiento de refugiados afganos con 39 personas

La Comunitat Valenciana acoge ya a 39 refugiados afganos derivados desde la base de Torrejón de Ardoz, lo que la convierte en el territorio que mayor númerode evacuados acoge. En total, diez ciudades españolas de nueve autonomías han acogido ya a 230 afganos evacuados por el Ejército. Así lo explicó anoche el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, que junto a las titulares de Defensa, Margarita Robles, y de Sanidad, Carolina Darias, acudió a esa base a recibir a otros 260 afganos evacuados, de los que un porcentaje elevado son menores.

«Todos los colaboradores españoles y sus familias evacuados hasta ahora ya están o estarán mañana en centros de acogida», recalcó Escrivá, que destacó que esas 230 personas ya repartidas representan el 80 % de los evacuados hasta ayer. Otros 59 serán trasladados hoy. «El proceso está siendo muy ágil», precisó el ministro. El objetivo inicial del Gobierno era que no pasaran más de 72 horas en el dispositivo temporal de la base de Torrejón y se ha conseguido reducir los plazos a 48 horas.

Las 230 personas están en recursos de acogida del Ministerio de Inclusión en nueve comunidades autónomas: Aragón (29), Castilla-La Mancha (24), Castilla y León (28), Cataluña (10) Comunitat Valenciana (37), Madrid (32), Murcia (34) Navarra (7) y País Vasco (9). Según el ministerio, las instalaciones temporales de acogida de este departamento en Torrejón de Ardoz han atendido a 566 personas (302 mujeres y 264 hombres), De ellas, 328 son adultos y 238 menores), a las que hay que las 260 evacuadas en el vuelo que ha aterrizado ayer por la tarde, lo que elevarán a casi 900 las personas atendidas.

Mientras, un equipo del Mando de Operaciones Especiales (MOE) con sede en el cuartel alicantino de Rabasa se ha desplegado en Afganistán para labores de de seguridad y colaborar en la evacuación de ciudadanos afganos y sus familias que han colaborado con España durante la prolongada misión internacional que ha concluido este año, después de casi dos décadas.

Los ‘boinas verdes’ ya se encuentran en el aeropuerto de Kabul pero tanto desde el Ministerio de Defensa como desde el Mando de Operaciones Especiales no se ha concretado ni el número de militares desplegados ni la labor concreta que están realizando. La ministra de Defensa, Margarita Robles, apeló a la prudencia y la discreción en las circunstancias actuales ya que «se juegan la vida». «El Ejército ha enviado lo que considera necesario», se limitó a decir ayer, según declaraciones recogidas por Europa Press.

Salir del aeropuerto

La presencia del MOE en Afganistán fue confirmada también por el jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad), almirante general Teodoro Esteban López Calderón, durante una visita al campamento de cooperantes afganos habilitado en la base aérea de Torrejón. «Tenemos un equipo de operaciones especiales en Kabul para poder salir en cualquier momento del aeropuerto, pero de momento esa posibilidad no la esta haciendo nadie porque es físicamente imposible por ahora. Se calcula que hay alrededor de unas veinte mil personas rodeando el aeropuerto que quieren salir del país».

Una de las acciones que pueden encomendar a los militares del MOE es precisamente salir del aeropuerto para apoyar la evacuación de personal afgano que está previsto trasladar a España pero no puede llegar a la zona aeroportuaria. El Jemad añadió que «la idea es continuar la labor de evacuación mientras los Estados Unidos estén allí, dando la protección del aeropuerto junto a los otros países que aun tenían fuerzas desplegadas en Afganistán».

Un millar de militares

El Mando de Operaciones Especiales, con base en el acuartelamiento Alférez Rojas Navarrete en Rabasa, cuenta con cerca de un millar de militares que están adiestrados para todo tipo de misiones, incluidas las de evacuación de personal no combatiente en países en conflicto, como es el caso actual.

El MOE está considerado como la unidad de élite del Ejército español y de forma periódica sus miembros realizan maniobras y ejercicios para estar preparados con el fin de poder ofrecer una respuesta inmediata ante cualquier problema tanto en España como en cualquier país. En estos ejercicios de adiestramiento los ‘boinas verdes’ de Rabasa simulan las condiciones de los países donde han estado desplegados, como es el caso de Afganistán.

Compartir el artículo

stats