Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El verano se salda con más de mil incendios y 857 hectáreas quemadas

Más de mil incendios y 857 hectáreas de boque quemadas. Es el balance de la Agencia Valenciana de Seguridad y respuesta a las Emergencias a la actividad forestal durante los meses de verano, de junio a agosto de este año. En total, la entidad coordinó 1.331 incendios, la mayoría (1.140) de vegetación y 191 de terreno forestal.

De las 857 hectáreas quemadas este verano, la mayoría fueron en los incendios declarados de Rafelguaraf y Azuébar con 177 y 420 hectáreas en cada caso.

Un año antes se registró una cantidad menor de incendios y hectáreas afectadas, pero fue un año marcado por las restricciones a la movilidad por la pandemia. En 2019, año sin limitaciones, tuvieron lugar más fuegos, pero se quemó la misma cantidad de hectáreas.

Compartir el artículo

stats