Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los primeros fondos de la UE inyectarán 25 millones en Cercanías

El Consell destaca el compromiso de Renfe de mejorar el servicio

Las Cercanías l’Alcúdia-Moixent estuvieron 9 años sin servicio y se recuperaron en 2019. | PERALES IBORRA

El Ministerio de Transportes autorizó ayer al Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) a licitar las dos primeras obras que se financiarán con los fondos Next Generation, previstos por la Unión Europea para superar la pandemia. Se trata de dos contratos de obra por valor de casi 25 millones de euros para mejorar la red de Cercanías en el entorno de Xàtiva y l’Alcúdia de Crespins. Las obras que se licitarán en breve son la instalación de 32 pantallas acústicas en 8,5 kilómetros del tramo de ancho ibérico entre el Nudo de la Encina y Xàtiva que tendrán un presupuesto de licitación de 18.882.347,5 euros (IVA incluido) y un plazo de ejecución estimado de 14 meses, según ha podido saber Levante-EMV.

El otro contrato que estrenará los fondos Next Generation en la Comunitat Valenciana es la licitación de la modernización, acondicionamiento y mejora de la vía y catenaria de los 5,1 kilómetros entre las estaciones de Xàtiva y l’Alcúdia de Crespins por un importe de 6.067.450,41 euros (IVA incluido) y un plazo de ejecución de cuatro meses.

A la situación de las Cercanías y la petición de la transferencia de su gestión a la Comunitat Valenciana también se refirió ayer en las Corts el conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad, Arcadi España. El responsable de los transportes autonómicos destacó que Renfe se ha comprometido a contratar en los próximos meses a más maquinistas para resolver a corto plazo el colapso de las Cercanías (algo que ya prometió hacer antes de la pandemia), mientras que la Generalitat ya estudia los recursos humanos, materiales y de financiación que deben acompañar la transferencia de las competencias a la Generalitat para poder prestar un buen servicio y que quieren pactar también con los sindicatos.

Como adelantó el miércoles Levante-EMV, Arcadi España señaló que la reuniones con el Gobierno para analizar la cesión comenzarán antes de finales de año y confía en que la transferencia se produzca en «un plazo razonable», que no se ha atrevido a concretar porque será «un proceso largo y complejo». «No queremos la competencia a cualquier precio, sino para mejorar el servicio», subrayó.

Deficiencias desde hace tiempo

Y recalca que el servicio de Cercanías «no funciona adecuadamente desde hace mucho tiempo». Una situación que sufren miles de valencianos para desplazarse a estudiar o trabajar, que «se ha agravado» en los últimos meses. Una situación que se ha ido gestando «por la falta de inversiones y de planificación» al dar prioridad a la alta velocidad frente a las cercanías. Aunque destacó que el actual Gobierno de Pedro Sánchez ha «reorientado» los Presupuestos Generales del Estado hacia «la movilidad, cotidiana, la del día a día».

Arcadi España también asegura que el Consell ha reclamado a Renfe que se adopten medidas «rápidas» para acabar con el colapso de las cercanías en las horas punta y la compañía ha asegurado que en los próximos meses se incorporarán más maquinistas para normalizar la situación. «Estaremos pendientes», advirtió Arcadi España. Y defendió que la voluntad de la transferencia siempre la ha tenido este Consell pero que ahora se ha acelerado porque la situación «ha empeorado» y ha habido una pandemia que ha afectado a todo el sistema. «Queda mucho trabajo y negociación, pero hay una buena percepción por el Gobierno de España de avanzar».

Compartir el artículo

stats