La Vicepresidencia y Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas otorgó durante el pasado mes de septiembre un total de 16,6 millones de euros en ayudas para el consumo energético y para el pago de la hipoteca o el alquiler que han sido percibidas a través de los complementos establecidos en la renta valenciana de inclusión (RVI). Al cierre del tercer trimestre del año, la Comunitat Valenciana contaba ya con 75.681 personas destinatarias de la renta valenciana de inclusión, casi un 4 % más que en julio. Todas ellas perciben una prestación media, incluidos los complementos, que va entre los 523 y los 647 euros al mes. Un 10,7 % de los perceptores lo hacen con el complemento de alquiler, un 4,87% con el de hipoteca y un 19,1% con el de consumo energético. Las mujeres y la población de entre 45 y 64 años son los grupos más numerosos de titulares de la prestación.