Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Seguridad Nacional

"No habrá desabastecimiento de gas de Argelia, pero sí una subida de precios"

Altos cargos de Defensa desgranan las principales amenazas nacionales e internacionales en la segunda Conferencia de Seguridad en el Mediterráneo

Jorge Mestre e Ignacio García Sánchez, durante la conferencia.

«Argelia tiene tres grandes gasoductos que llegan a España. El 46 % del gas que usamos viene de África; en concreto el 30 % de Argelia y el 16 por ciento de Nigeria. No vamos a negar que hay un riesgo de desabastecimiento, pero creo que al final no se va a dar, lo más posible es que veamos una subida de los precios». Esa fue la respuesta del Teniente General Fernando García Vaquero a un estudiante de la Universidad Europea de Valencia durante las II jornadas Seguridad en el Mediterráneo, organizadas por esta universidad, presentadas por el profesor de Relaciones Internacionales Jorge Mestre y que contaron con la presencia de altos cargos del Ministerio de Defensa como Ignacio García Sánchez, ex-Director Operativo de Seguridad Nacional de Presidencia del Gobierno de España, que desgranó la nueva estrategia de Seguridad Nacional del Gobierno (al borde de su aprobación) y que sustituirá a la de 2017. 

¿Quién manda en África? ¿Qué hace China en el continente y por qué es importante que tenga una base militar en Djibuti? ¿Cómo está la relación con Marruecos? ¿Hacia dónde pivota el mundo y cuáles parecen ser sus nuevas reglas? ¿Cuáles son las secuelas del 11-S? ¿La desinformación es un peligro para la Seguridad Nacional? Son algunas de las preguntas que se respondieron.

África fue uno de los territorios claves de la jornada. Al norte y al centro. «La estabilidad de Marruecos es la estabilidad de España. Hay que llevarse bien sí o sí», explicó García Vaquero. Aunque añadió que «si se le concede la soberanía del Sáhara le estás dando carta blanca para expropiar todos sus recursos naturales como la pesca». 

Por otra parte, García Sánchez remarcó la amenaza yihadista que crece por el Sahel, y señaló que «la mayoría de atentados islamistas se cometen en África y el número va a más, así que para luchar contra el terrorismo tenemos que mirar a nuestro vecino del sur». Mirar y cuidarlo. García Vaquero, con media vida de misiones internacionales a la espalda denunció que «África no necesita caridad. Necesita una relación cordial con Europa de tú a tú y lejos de intereses colonialistas. Que los africanos arreglen sus propios problemas, y nosotros después podemos ayudarles», aseguró. Después, apuntó a la bomba demográfica que prevé ser un continente en crecimiento frente a la envejecida Europa. Y a la fuerte presencia de China en el terreno que «está construyendo gran parte de las infraestructuras, sobre todo ferrocarriles», dijo García Vaquero.  

«La estabilidad de Marruecos es la estabilidad de España. Hay que llevarse bien sí o sí», señala García Vaquero

decoration

La salida de Afganistán y el mundo tras el 11-S fue otro de los asuntos a debate durante la conferencia. Según García Vaquero, pese a que la imagen de las misiones internacionales quedó debilitada tras intervenciones como la de Libia, la salida de Afganistán fue calificada de «éxito». «No se ha repetido el 11-S. Sí que ha habido otros atentados, pero ni de lejos de esa magnitud», explicó. Apuntó después a la posibilidad de una guerra civil en el país y señaló la realidad de que «es probable que tengamos que negociar con los talibanes, incluso llegados a un punto reconocerlos». Eso sí, «deben asegurar muchísimos cambios en la realidad de las mujeres». 

Ignacio García Sánchez, ex Director Operativo de Seguridad Nacional de Presidencia del Gobierno de España F.Calabuig

Desinformación

Una amenaza para la Seguridad Nacional es aquella que puede desestabilizar y que ataca al corazón mismo del estado de derecho. Según la actual estrategia del Gobierno, la desinformación es una de ellas. Es de las que más preocupa, y lleva siéndolo algún tiempo, cada vez con más importancia. En esta línea, García Vaquero llamó a los alumnos presentes en la conferencia a «alejarse de la información inmediata de las redes sociales, que puede ser muy tóxica y fomentar su capacidad de análisis crítico». 

La desinformación puede ser precisamente uno de los elementos de las nuevas «amenazas híbridas», con varios elementos coordinados para intentar atacar a un estado, y que están empezando a tomarse muy enserio por los gobiernos, según explicó García Sánchez durante su intervención. 

«Uno de los grandes retos para la Seguridad Nacional hoy en día es la desinformación», dice Ignacio García Sánchez

decoration

Las grandes amenazas a la Seguridad Nacional dentro de España, explicó García Sánchez, están al norte y al sur. La primera es el ‘procés’ independentista «que ataca al corazón mismo del estado de derecho para romperlo». Por otro lado, preocupa en estos momentos la situación de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. Desigualdad, conflictos religiosos, migración irregular, y «además Marruecos sigue reconociéndolas como ciudades propias, no hay que olvidarlo», aseguró.  

Nuevas rutas migratorias

La ruta argelina es el más joven de los caminos de la migración irregular a nuestro país. Contempla las pateras que llegan a Almería (la mayoría), pero cada vez, y con más frecuencia, las que encallan en las calas de Alicante y hasta en las de Baleares, donde se están registrando decenas de casos este verano, en una ruta que contempla más de 600 kilómetros en un desierto húmedo por donde no hay rutas de transporte de mercancías y no pasan barcos.

 «La capacidad del crimen organizado para abrir nuevas rutas migratorias hacia España es tremenda. Y aquí son diferenciales las nuevas tecnologías y los teléfonos móviles, que les dan la posibilidad de competir con las Fuerzas de Seguridad», aseguró García Sánchez. 

El ex Director Operativo de Seguridad Nacional apuntó que «el crimen organizado es capaz de garantizar que estas personas no salgan directamente de Argelia hasta llegar a Baleares, sino que buques nodriza los sacan de ahí para dejarlos a medio camino». Añadió que «este fenómeno va a ser duro y va a seguir reproduciéndose más cada año». «El narcotráfico da mucho dinero, y más si añades la trata de personas», dijo. 

"África no necesita caridad. Necesita una relación cordial con Europa de tú a tú y lejos de intereses colonialistas", dice García Vaquero

decoration

Pese a todo, según remarcó García Sánchez, «nosotros tenemos la obligación de rescatarlos y darles acogida». 

La migración irregular es «uno de los grandes desafíos al que nos enfrentamos», según aclaró Sánchez, y que pone en evidencia el «gran desequilibrio económico» que existe en nuestras fronteras. 

Pero no es un fenómeno nuevo, ni mucho menos, según apuntó también el Teniente General García Vaquero en su conferencia. «Las migraciones son consustanciales a la humanidad, y sobre todo son comprensibles, si no tengo trabajo ni posibilidades, me muevo», dijo. Y apuntó que la realidad africana, con muchísima población joven y una gran inestabilidad, no invita a pensar que los movimientos vayan a parar. 

«Es complicado adivinar hacia donde corren los tiempos», espetó García Vaquero al final de su intervención. Pero si que se pudieron seguir algunas pistas. 

Compartir el artículo

stats