Renfe ha programado un servicio especial de autobuses entre València y Castelló para reforzar la oferta de trenes de cercanías de la línea C6, a partir del próximo 27 de diciembre, mientras la capacidad de la línea esté restringida como consecuencia del robo y posterior incendio en la estación de Massalfassar.

Este incidente ha obligado a rediseñar de forma provisional y conjuntamente con Adif todo el servicio ferroviario entre València y Castelló.

La compañía establece siete servicios de autobuses entre València y Castelló, en ambos sentidos, uno semidirecto con paradas intermedias en: València Cabanyal, Puçol, Sagunt, Nules-La Vilavella y Vila-real y viceversa; y otro estacional con paradas en la mayoría de las estaciones y apeaderos del recorrido afectado: València F.S.L, València Cabanyal, Albuixech, El Puig, Puçol, Sagunt, Almenara, Xilxes, Nules-La Vilavella, Borriana-Les Alqueries, Vila-real y Almassora.

Renfe informa asimismo de que se adaptarán las horas de salida de los autobuses con la hora oficial de salida de los trenes suprimidos con el fin de reforzar todas las franjas a lo largo del día, lo que permitirá disponer en hora punta de una frecuencia de servicio similar a la que existía antes de la incidencia.

La circulación de estos autobuses se prolongará mientras se mantenga el reajuste temporal de los servicios ferroviarios en la línea València-Castelló debido a los daños a la infraestructura en la estación de Massalfassar que han obligado a reducir la oferta ferroviaria en los servicios de cercanías, entre ambas ciudades, donde ahora circulan 50 trenes lo que supone el 66% de los servicios habituales.

Renfe informará puntualmente de cada una de las modificaciones que se realicen y el plan especial de transporte se irá actualizando a medida que avancen los trabajos de los técnicos de Adif.

La compañía mantiene un plan específico de atención e información en los trenes y en las estaciones, mientras que desde el pasado miércoles se ha reforzado el personal de intervención y de servicios auxiliares en la estación de València Nord, para la coordinación e información a los viajeros.

Renfe lamenta los perjuicios que esta incidencia, completamente ajena a la explotación ferroviaria, pueda provocar a los usuarios e informa de que los viajeros pueden consultar todas las actualizaciones en su página web oficial.