Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Esquerra Republicana 'entra' en las Corts por la vía de la iniciativa legislativa

Recoge 13.000 firmas para que los productos menstruales sean gratis y se garantiza el debate en el parlamento

Los representantes de ERPV registran las firmas en las Corts

Esquerra Republicana del País Valencià (ERPV) logró en abril de 2019 5.069 votos, apenas 0,19% del total de papeletas emitidas en las urnas, un porcentaje claramente insuficiente para obtener escaños en las Corts. Sin embargo, la iniciativa legislativa popular (ILP), regida desde 2017 por una nueva ley impulsada por los podemistas, les ha abierto la puerta al parlamento valenciano y, además, probablemente no será la única vez. La causa que, llegado el momento permitirá a la formación republicana intervenir en un debate como un grupo parlamentario más, es la gratuidad de los productos sostenibles para la menstruación, un asunto que afecta al bolsillo de cientos de miles de valencianas.

ERPV ha recogido 13.000 firmas en los últimos meses, 3.000 más de las que necesita, para que la propuesta se defienda y se vote en las Corts. La reducción de número de firmas necesarias para impulsar una ILP es una de las mejoras que trajo la norma, pero no la única, que hace más viable que asuntos de interés ciudadano sean abordados en las Corts. A diferencia del procedimiento vigente con la antigua ley, las personas o el grupo promotor de una ILP tienen un papel protagonista. Así, si la Junta Electoral valida las firmas presentadas, las Corts tendrá que hacer hueco en su agenda para debatir sobre los productos para la menstruación de la mano de ERPV. Y en ese debate, el partido se subirá a la tribuna con los mismos tiempos y derechos de intervención que el resto de los grupos. Tal como se regula en la ley, la iniciativa legislativa, además, no debe suponer un coste económico para quien la impulsa. De hecho, la norma fija en 18.000 euros el tope de compensación susceptible de concederse. Además, las Corts puede acordar un anticipo con cargo a la compensación no superior a 3.000 euros para cubrir los primeros gastos de la recogida de firmas a petición de la comisión promotora, que deberá justificar su destino.

La norma fija en 18.000 euros el tope de compensación y las Corts puede acordar un anticipo no superior a 3.000 euros

decoration

Tras diez meses recogiendo apoyos, el promotor de la ILP bautizada como 'Tres voltes rebel' y presidente de ERPV, Josep Barberá, ha acudido esta mañana a las Corts acompañado por la representante legal y secretaria general del partido, María Pérez, cargados con cajas con las firmas. Los representantes de la formación republicana han comentado las dificultades de una campaña que han llevado a sesenta municipios marcada por la covid y han subrayado que ahora "la pelota está en el tejado de los grupos representantes de las Corts". "Esperemos que se sumen a una propuesta que sitúa el País Valencià en la delantera de la lucha contra la pobreza menstrual y la protección ambiental", han añadido. Pérez ha subrayado que no es una ley para los republicanos de izquierdas, sino una ley que reconoce el derecho de las valencianas. La iniciativa tendría un coste de tres millones de euros para las arcas autonómicas.

Segunda iniciativa: el plurilingüismo

Más allá del contenido de la propuesta y su posible impacto en el bolsillo de las mujeres, por la vía de la ILP, la formación logra visibilidad en territorio valenciano. El partido ha optado por impulsar esta campaña en la Comunitat Valenciana y no en el ámbito español. Con todo, el partido promovió en el Senado una moción en la que instaba al Gobierno a apoyar la iniciativa presentada en las Corts. Técnicamente, ERC no ha sido el primer actor en tocar a la puerta que abre la nueva ley para colarse en las Corts, pero han sido los primeros en sustanciarla. La primera ILP en plantearse en esta legislatura es una propuesta para garantizar la libre elección de lengua en el uso administrativo y educativo, pero las firmas aún no se han presentado. Con todo, ERC tiene otra causa en marcha en les Corts más afín a su ADN. Se trata de una segunda iniciativa para modificar la ley de la Generaliat que regula y promueve el plurilingüismo en el sistema educativo valenciano. Fue admitida en noviembre de 2021.

Compartir el artículo

stats