"Si la deuda de la Sareb es del Estado, entonces sus casas también". Es la proclama que lanzan este martes las asociaciones por el derecho a la vivienda de la C.Valenciana, que se han concentrado frente a Delegación del Gobierno para exigir al Ejecutivo un uso público y social de las viviendas del banco malo, en lugar de especular con ellas.

El movimiento por la vivienda pretende presionar tras la aprobación de un Real Decreto Ley el pasado 18 de enero, que modificó el régimen jurídico de la Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) para que esta pase a estar controlada por el Estado. Por eso las concentraciones se han repetido en Alicante, Madrid, Barcelona y Valladolid.

Las organizaciones, unidas bajo la campaña Plan Sareb (Sindicato de Barrio del Cabanyal y Plataforma de Afectados por la Hipoteca) piden "parar de una vez los desahucios, crear una mesa de negociación colectiva para renovar los alquileres y estudiar cada caso de Sareb y pasar las casas al parque público de vivienda", reclama José Luis González, de la PAH.

La Sareb en la Comunitat Valenciana tiene 8.530 viviendas, 2.438 inmuebles terciarios (como participaciones en la propiedad de hoteles, por ejemplo), 4.884 viviendas en construcción y 6.819 solares para empezar a construir.

Además de todo esto, el banco malo posee 8.395 anexos, como trasteros o plazas de garaje. "En total 31.066 propiedades que son nuestros porque las hemos pagado. A todos los partidos que defienden la propiedad privada, que defiendan también la nuestra y no solo la de la banca", critica González.

"La Sareb está desahuciando y dejando de renovar alquileres de familias pobres para luego especular con las casas", critica la PAH

"Con la aprobación del Real Decreto Ley ahora la Sareb es del Estado, y entendemos que el Gobierno se tiene que hacer cargo de lo que pase. Tenemos infinidad de casos de familias que la Sareb está desahuciando para luego especular con las casas, y muchos más de alquileres sociales en peligro porque no quieren renovar a familias empobrecidas", critica Santiago Fernández, del Sindicato de Barrio del Cabanyal.

La Sareb se creó en el año 2012 para comprar activos inmobiliarios de cajas de ahorros y bancos que corrían el peligro de quebrar por la crisis financiera de 2008. Se constituyó con la siguiente participación económica: 45 % de capital público emitido a través del FROB (Fondo para la Reestructuración y Ordenación Bancaria) y un 55 % de capital privado de bancos y grandes aseguradoras (fundamentalmente Santander, Caixabank, Sabadell y Kutxabank). El pasado 18 de febrero el estado compró participaciones hasta hacerse con el control de la sociedad, que ahora es de mayoría pública.

Manifestantes en Delegación del Gobierno. Daniel Tortajada

Mientras tanto, como ha recordado la PAH "el parque público de la C.Valenciana es ridículo porque a penas llega al 1,5 %. Lejísimos de la media del 15 % europea".

El movimiento por la vivienda critica que "en este tiempo, a pesar de que la Sareb estaba constituida con un inmenso capital público, el Gobierno se ha desentendido de sus responsabilidades políticas de vivienda y ha permitido a la entidad desarrollar prácticas abusivas y especulativas: miles de desahucios de familias vulnerables, constantes amenazas de expulsión, cláusulas abusivas en los contratos de alquiler y beneficios a fondos buitre con total opacidad".

La Sareb niega las declaraciones del movimiento por el derecho a la vivienda y dice que en 2013 se creó un parque social que incluía 2.000 viviendas, se elevó a 4.000 en 2015 y a 10.000 en 2020. En la actualidad, el parque destinado a fines sociales alcanza los 15.000 inmuebles por un convenio firmado con el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana. Añade que, hasta el momento, han cedido 3.200 viviendas a comunidades autónomas y ayuntamientos en toda España.

"Nos están haciendo la vida imposible"

En la concentración también dieron su testimonio varias vecinas víctima de acoso inmobiliario por esta entidad (ahora) pública. Un caso es el de Gemma Andrés, el cual ya publicó este diario. Es vecina de una finca de Puçol propiedad de la Sareb y asegura que el banco malo "nos está haciendo la vida imposible". "Todos los vecinos estamos al corriente de pago y con contratos en vigor, pero nos llegan cartas reclamando cantidades impagadas que son falsas, incluso demandas de desahucio cuando estamos al corriente de todas las cuotas", denuncia Andrés.

Pero no solo eso, como explica (y pudo comprobar este diario in situ) "nos ponen cartas en los coches y trasteros para decirnos que lo desalojemos todo o lo perderemos y llamarán a la grúa en una semana, pero tenemos los contratos en regla. Mandan a personas a decirnos que nos vayamos en una semana", lamenta Andrés. Casos como este se repiten en localidades como Alfafar, Chiva, Torrent o València entre otras, como ha ido publicando este periódico. En el caso de Andrés, la autora del acoso es Haya Real Estate inmobiliaria y filial del fondo buitre Cerberus en España.

Otro caso que han podido escuchar los periodistas y gente presente es el de Josefa, que vive con sus tres hijos de 14,13 y 11 años. La Sareb no va a renovar su alquiler social, no tiene recursos ni alternativa y la respuesta de Servicios Sociales ha sido ofrecerles un albergue para personas sin hogar para ella y sus niños.

"El fraude más grande de la historia"

"La deuda pública del país ha aumentado 34.000 millones de euros por culpa de esta compra de la Sareb por el estado. Eso es dinero que tengo que pagar yo y todos vosotros, un robo que ahora tenemos que sufragar con nuestro dinero, así que al menos hay que pedir que repercuta para vivienda social", ha reclamado José Luis delante de los asistentes.

"La deuda pública ha aumentado 34.000 millones por la compra de la Sareb. Eso es dinero que tengo que pagar yo y todos vosotros, un robo que ahora tenemos que sufragar con nuestro dinero", denuncia González

"La Sareb es el fraude más grande que se ha cocinado en este país en los últimos 50 años. El estado puesto al servicio del capital privado que no podía aguantar. Pero deja de pagar tú a tu banco a ver que es lo que sucede... te persiguen sin parar en cuanto tienes problemas para pagar", denuncia la PAH. José Luis ha apelado a "los partidos de derechas que están a favor siempre de la propiedad privada. Ellos también tienen que implicarse en esto y no defenderla solo cuando es de la banca. Esas propiedades son nuestras y tenemos derecho a que su uso sea público", reivindican.

El Plan Sareb se ha reunido con el subdelegado del Gobierno para entregar un escrito con sus reivindicaciones y hacerlo llegar al Gobierno, pero "nos han dicho que hay tienen muchas prioridades por encima de nuestras reivindicaciones", ha denunciado Fernández a la salida. Al final de la concentración, Fernández ha asegurado que "el Plan Sareb no acaba aquí. Vamos a continuar realizando acciones para que las viviendas del banco malo sean pública".