El Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJ) ha condenado a Sanidad a reducir la jornada de una empleada para cuidar de su hija con una enfermedad grave. La sala ha declarado que la trabajadora tenía derecho a una reducción del 60 % dese el momento en que empezó a reclamar. Se trata de la segunda condena a la conselleria, que decidió recurrir tras perder en el juzgado de lo contencioso administrativo número 5 de València.

La recurrente es una madre, cabeza de familia monoparental, "de una niña de 4 años que requiere necesidades de cuidado continuo y permanente por padecer síndrome de Angelman, que supone alteración conductual, retraso global del desarrollo e importante alteración del sueño", según reza la sentencia. La sala expone los múltiples informes de neuropediatría, de logopeda, del Centro de Atención Temprana (CAT) y de Educación en los que señalan, entre otras cosas que "de no recibir (la menor) el soporte familiar requerido alcanzará aún mayor gravedad en el futuro resultando fundamental su tratamiento temprano".

Como explica la abogada Sandra Casas, especialista en discapacidad y dependencia, la sentencia obliga a la Administración a cumplirla con efecto retroactivo. Sin embargo, la trabajadora ya ha sido reincorporada a su puesto de trabajo, a pesar de tener derecho a 6 meses de descanso por los atrasos. Casas asegura que "la mujer tuvo que estar de baja por ansiedad por la presión del proceso que le hicieron pasar" y reclama a Sanidad "que cumpla toda la sentencia".

Un reciente comunicado de Sanidad enviado a la empleada, insiste de hecho en esta situación, y asegura que sí se le va a aplicar la reducción de jornada, pero no con efecto retroactivo, como especifica la sentencia del Tribunal Superior de Justicia. El escrito asegura que se da la opción de recompensar el tiempo desde que causó la baja (por ansiedad) "por tiempo laboral o compensado económicamene". Pero Sanidad explica que tan solo le reconoce la reducción del 60 % desde que se reincorpore.

Motivos de la Generalitat

La Generalitat se negaba a reducir la jornada de la empleada por dos motivos. El primero, que "la enfermedad de la hija no concurre los requisitos de enfermedad grave y necesidad de cuidados directos, continuos y permanentes del progenitor", y el segundo "que las necesidades de la menor se hallan cubiertas por los centros educativos durante las horas de escolarización y esas horas coinciden con el horario de la recurrente. Así que carece de sentido concederle un permiso" ya que su hija está escolarizada durante este periodo.

Frente a esta situación, la sentencia argumenta que "las terapias, asistencias y pruebas de su hija enferma requieren ausentarse de la escuela o bien retrasar su entrada (...) bien por su estado de salud o bien por tener que asistir a terapia en ese hospital". Además, explica que "la enfermedad de su hija provoca trastornos del sueño que hacen que su madre pase noches de vigilia, en una familia monoparental". Además, "ella es quien debe llevar a su hija a las sesiones de desarrollo del lenguaje dos veces por semana".

Permiso retribuido

Para la sala, lo determinante "es que la enfermedad grave padecida por el menor requiera el cuidado continuo, directo y permanente de su progenitor", y condena a Sanidad a un "permiso que habrá de mantenerse en el tiempo mientras que persistan las circunstancias que justifican la concesión". Además, el TSJ explica que el trastorno de su hija sí que reúne los requisitos para considerarse una enfermedad grave ya que, según el decreto 42/2019, de 22 de marzo, sí que constituye una enfermedad grave en caso de "la continuación del tratamiento médico o cuidado del menor en el domicilio tras diagnóstico y hospitalización".

El texto prevé que "la acreditación de que el menor padece cáncer o una enfermedad grave, sí como la necesidad de su cuidado directo, continuo y permanente durante el tiempo de hospitalización y tratamiento continuado de la enfermedad, se efectuará mediante informe del personal facultativo responsable de la asistencia médica de la persona afectada por la enfermedad".