Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bravo saca adelante el decreto de los interinos con el rechazo de la mayoría de sindicatos

La convocatoria extraordinaria tendrá 3.094 plazas para estabilización y otras 739 para promoción interna

Exterior del complejo administrativo 9 d’Octubre, sede de distintas consellerias. Germán Caballero

Una de cal y otra de arena. La Conselleria de Justicia, Interior y Administración (y sobre la que recaen las competencias de Función Pública) sacó adelante el decreto sobre la estabilización de empleo público, no obstante, lo hizo sin la firma de tres de los cuatro sindicatos presentes en la mesa de negociación. Solo CCOO PV mostró su apoyo a la propuesta del departamento de Gabriela Bravo frente al rechazo de UGT PV, CSIF e Intersindical.

La convocatoria extraordinaria de la Oferta de Empleo Público tendrá al final 3.094 plazas de estabilización y 739 de promoción interna, con un aumento respecto a la primera oferta. En total, 3.833, un número que para los sindicatos que no firmaron el documento de la conselleria es insuficiente mientras que para CCOO supone "avanzar para cumplir el objetivo de reducir la temporalidad por debajo del 8%", cifra que aparece como meta tras el acuerdo a nivel estatal de la Ley 20/2021 y que ahora la Generalitat tiene que adaptar a sus plantillas.

La administración autonómica tiene hasta el 1 de junio para publicar el decreto con el número de plazas extraordinarias para el proceso de estabilización de empleo. Y aunque los plazos se han apurado y, de hecho, se llega sin un consenso con los agentes sociales, la oferta definitiva entrará en el DOGV a tiempo con 2.520 plazas por concurso (sin examen especialmente para interinos que lleven en sus puestos desde antes de 2016) y 574 por concurso-oposición.

En su rechazo, UGT Serveis Públics, sindicato mayoritario en la mesa sectorial, no apoya el decreto al considerar "la oferta de plazas muy insuficiente" y porque "ha dejado al margen del decreto la negociación sobre el baremo, pieza angular de este proceso", es decir, los criterios para evaluar la entrada a las plazas convocadas. Además, consideran que no se ha facilitado toda la información requerida (especialmente en cuanto a plazas vacantes ocupadas por mejora de empleo y otras fórmulas temporales).

UGT remarca que la oferta no incluye las plazas en mejora de empleo ocupadas de manera ininterrumpida por el funcionariado de carrera. "Esto supone agravar el conflicto porque la Generalitat dio en su día la opción al funcionariado de carrera de promocionar bien por mejora de empleo, bien por nombramiento como interino por lo que supone ir en contra de la directiva europea sobre la que Tribunal Europeo ha venido dictaminando sobre los procesos de temporalidad de los países de la Unión Europea", explica Gonzalo Fernández, responsable del sector público del sindicato.

Esta no incorporación de plazas para aquellas personas que están en mejora de empleo es uno de los puntos que también señala Intersindical que contabiliza en 1.200 estas plazas ocupadas en este sentido. Este es uno de los motivos por los que el sindicato asegura que se podrían "haber añadido más" plazas al proceso de Oferta de Empleo Público. Asimismo, critican la "falta de transparencia y credibilidad" respecto a los datos que da la Administración y protestan por no haberse incluido el baremo en la negociación algo que, dicen, no deja claro cómo quedará el proceso de estabilización.

También como "insuficientes" han calificado la oferta desde CSIF que critican que la conselleria "no ha facilitado la información necesaria para verificar que el cómputo de las plazas que cumplen los requisitos de la ley de temporalidad es correcto".  "Hemos manifestado que está realizando una interpretación sumamente restrictiva de la ley 20/21 de reducción de la temporalidad en las Administraciones Públicas al no contabilizar plazas estructurales que cumplen los requisitos de la ley", añaden.

Por su parte, desde CCOO PV aseguran apoyar esta oferta de empleo porque incluye "prácticamente la totalidad de plazas susceptibles de convocarse con los criterios previstos en la Ley 20/202 garantizando, asimismo, el derecho a la promoción interna". Así, recuerdan que con las OEP de los años 2017, 2018 y 2019 se ofertaron 4902 plazas por lo que con la extraordinaria aprobada este jueves y las anteriormente señaladas "dan la posibilidad de estabilizar el empleo temporal y cumplir con el objetivo de reducción por debajo del 8%".

Es este punto el que también defienden desde la Conselleria de Justicia. Según sus datos, la función pública valenciana cuenta con 9.667 interinos, de los cuales, 8.310 están en puestos estructurales de una plantilla total de 19.072 personas entre funcionarios de carrera, interinos y personal laboral.

Así, indican que con esta OPE extraordinaria de 2022 (3.094 plazas) y los procesos de estabilización que ya están en marcha (5.490 plazas) se logrará estabilizar 8.584 plazas por lo que se bajará por debajo del 8 %. Eso sí, para ello, tendrían que aprobar todos los interinos su puesto para estas plazas, algunas de las cuales salen a concurso-oposición o que incluso podrían ser ocupadas por funcionariado de carrera de grupos inferiores que incrementara su grupo profesional.

Compartir el artículo

stats