El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana ha admitido las medidas cautelarísimas solicitadas por el Sindicato Médico CESM-CV para mantener la fecha inicial, fijada para 18 de junio, de la oposición de Obstetricia y Ginecología que la Conselleria de Sanidad había retrasado al domingo 19 a petición de un miembro de la Iglesia Adventista.

Así, la oposición se celebrará el 18 de junio a las 12 horas en el Aulario Sur del Campus de Tarongers de la Universitat de València, según señala la resolución de la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJCV, que ha sido notificada este miércoles a las partes.

El Tribunal dispone que esa prueba se celebre respecto a una de las opositoras, miembro de la Iglesia Adventista, el mismo día de la convocatoria, sábado (el día sagrado de descanso para esta rama del cristianismo), pero a partir de la puesta de sol, tal y como la propia Sección Segunda del TSJCV estableció en un auto de medidas cautelares por protección de derechos fundamentales fechado el pasado 27 de mayo para otra oposición y ante la petición expresa de otra opositora adventista.

Señala que no comparte la interpretación realizada por la Conselleria de Sanidad de un auto anterior de la misma Sala relativo a las oposiciones de oftalmología, "pues no se ajusta a la literalidad ni tampoco a su finalidad teleológica". En este sentido, el TSJCV recuerda que la parte dispositiva de ese auto acordaba retrasar la prueba a un recurrente, igualmente miembro de la Iglesia Adventista, hasta la puesta de sol del sábado en que se celebraran las oposiciones.

Una decisión que, según el Tribunal, "descansa en la ponderación de los intereses de todos los aspirantes al proceso selectivo", que se "ampara en la libertad religiosa" del recurrente pero que preserva igualmente "los derechos del resto de participantes, que no vean alterado ni el día ni la hora ni el lugar de la realización del ejercicio