Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La operación salida arranca con la gasolina más barata que al principio de la guerra

El precio medio de la Súper 95 este jueves, antes del puente de agosto, era menor que el del día 25 de febrero, el día siguiente al inicio de la invasión rusa

Vehículos se desplazan por la A-3 este viernes, a la salida de València. LOYOLA PEREZ DE VILLEGAS MUÑIZ

Arranca la operación salida del puente de agosto con siete millones de desplazamientos previstos por España, según la Dirección General de Tráfico (DGT).

El 22 % de esos desplazamientos serán en el área de la Comunitat Valenciana y Murcia, dice la DGT. Es decir, habrá un millón y medio de viajeros aproximadamente por carretera en la zona, un 2 % más que el año pasado. El dispositivo especial de Tráfico, con presencia reforzada de su personal y de Guardia Civil, comenzó este viernes. Por toda España habrá 780 radares fijos de control de velocidad y 545 radares móviles, además de 12 helicópteros y 39 drones.

Y el puente llega con un dato relevante para los que viajen en coche: la caída sostenida de los precios de la gasolina desde mediados de junio deja ya su coste para el consumidor por debajo de las cifras que tenía al inicio de la guerra de Ucrania. La invasión a gran escala que Rusia lanzó el día 24 de febrero provocó, entre otros motivos que se explican dentro de ese contexto, que los precios de la gasolina se dispararan hasta alcanzar de media los 2,140 euros el litro -1,940 euros con el descuento que el Gobierno empezó a aplicar a inicios de abril-.

El día 25 de febrero, primer día tras la invasión, el litro de gasolina Súper 95 costaba en la Comunitat Valenciana 1,609 euros. Este pasado jueves, último día con datos oficiales disponibles que proporciona el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco), el precio de la gasolina bajaba por primera vez de esa cantidad desde el 25 de febrero. De media, las gasolineras valencianas vendieron la Súper 95 a 1,806 euros, que con el descuento de los 20 céntimos por parte del Gobierno se queda en 1,606 euros. El diésel, por su parte, sigue el mismo camino descendente, pero sigue en la C. Valenciana por encima de los niveles del inicio de la guerra, cuando costaba 1,491 euros. Ahora, incluso aplicando el descuento, el litro de Gasóleo A sale por 1,608 -de paso, sigue más caro que la Super 95, algo muy poco habitual antes del conflicto bélico-.

Temor a la baja demanda de gasolina

La subida de tipos de interés, la contracción de China y la propia guerra generan dudas sobre el consumo a futuro, así que en parte ese temor a la baja demanda dentro de unos meses ha acelerado el desplome de los precios. Así, desde hace un mes, cuando en la autonomía valenciana un litro de Súper 95 se pagaba a 1,862 euros con el descuento, la caída ya es del 13,75 % en ese caso y del 10,67 % para el Gasóleo A, que el 11 de julio se pagaba a 2 euros exactos.

La Súper 95 es un 13,75 % más barata que hace un mes y el Gasóleo A, un 10,67 %

decoration

Todavía hay una diferencia notable entre lo que se paga hoy y lo que se pagaba hace justo un año, cuando el precio de la gasolina era de 1,410 euros en la C. Valenciana. Aún se pagan 19 céntimos más por litro, de media.

Por otra parte, los valencianos pagan la gasolina casi a precio idéntico que la media de la España peninsular y las Islas Baleares. La media con el descuento aplicado es de 1,605 euros en el país, sin contar Canarias, Ceuta y Melilla, que tienen regímenes impositivos especiales y presentan carburante más barato. Las comunidades más caras son Islas Baleares (1,648 euros el litro con descuento) y La Rioja (1,647 euros). La valenciana es la novena autonomía donde más se paga por repostar. La más barata de la península es Murcia (1,580 euros).

Compartir el artículo

stats