Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pedro Fresco Exdirector general de Transición Ecológica

Pedro Fresco: "La política energética de Compromís ha entrado en una deriva peligrosísima"

Pedro Fresco califica de "disparatado" instalar solo energía fotovoltaica en los tejados y pide a Baldoví y Mas que frenen un viraje "hacia el precipicio que tendrá consecuencias electorales"

Fresco en un acto del periódico en su etapa de director. Daniel Tortajada

Experto en energías renovables, Pedro Fresco llegó al Botànic de la mano de Mireia Mollà y tras su destitución sabía que tenía las horas contadas. Se quedó, asegura, para tratar de impulsar un plan que permita alcanzar la soberanía energética. Algo que ve complicado «si no hay valentía». El viernes pasado fue destituido por la consellera Isaura Navarro.

¿Pudo explicar a la nueva consellera en algún momento la necesidad de pisar el acelerador con la energía fotovoltaica? 

No, y eso que le pedí una reunión monográfica varias veces. No me citó ni para destituirme.

La postura de Compromís sobre las renovables ¿siempre ha sido la misma? ¿O ha cambiado?

Hay dos almas en Compromís. Una, representada por Mireia Mollà y Paula Tuzón, que defiende unos objetivos ambiciosos de despliegue renovable y la necesidad de instalar rápidamente. Una postura que cuida mucho lo medioambiental, donde se apuesta por plantas de tamaño pequeño y mediano por ser más sencillas de encajar en un territorio minifundista como el nuestro. Por otro lado, hay otra defendida por algunos cargos de Més, reacia, con una visión bucólica y conservadora del paisaje.

Se ha impuesto esta última.

Con la salida de Mollà el sector «conservador» se creyó vencedor de una guerra interna por las renovables y ha ocupado todo el espacio político de la coalición en este ámbito. Su sensación de victoria les ha llevado a radicalizar aún más sus posiciones.

Usted desmonta el plan estrella de Compromís de forrar los tejados de placas solares para conseguir hasta 14.000 megavatios.

 Es absolutamente imposible hacer la transición solo en los tejados y sin el suelo. No hay ninguna duda. Decir que se puede hacer por esa vía es anticiencia Es inviable y representa una irresponsabilidad climática y energética. Me consta que ha provocado incluso mucha incomodidad en gente de la coalición, que sabe que eso es disparatado. 

Habla casi de negacionismo.

Lo que he dicho es que determinado sector de Compromís se ha apoderado del discurso energético y proponen políticas que, de facto, se asimilan al retardismo. No creo que sea la cúpula, la verdad. 

"Es moralmente inaceptable esta irresponsabilidad climática y se pone en juego el Botànic III"

decoration

Usted es un experto y un influencer en lo suyo. ¿Han calibrado bien Mas y Oltra su destitución?

Francamente, no creo que ellas hayan tenido nada que ver en esto. Es una decisión de Isaura Navarro bajo la influencia fundamentalmente de gente de Més. El problema no es mi marcha, sino que la política energética de Compromís ha entrado en una deriva peligrosísima. Mucha gente, y no solo de Iniciativa sino también de Més, me ha mostrado su incomodidad y su enorme frustración y me parece evidente que eso tendrá consecuencias electorales sobre todo en zonas urbanas. Mi consejo a Joan Baldoví y Aitana Mas, si me lo permiten, es que frenen esta caída hacia el precipicio, porque se está poniendo en juego el Botànic III y la irresponsabilidad climática es moralmente inaceptable. Hay que ser valiente y salir del silencio. Mucha gente de Compromís está horrorizada con todo esto. Las próximas generaciones nos condenarán por la parálisis o la lentitud en hacer lo que la ciencia dice que tenemos que hacer.

Fresco, en el acto de Sumar donde reclamó valentía para implantar las renovables y que molestó a Compromís. Levante-EMV

Si la C. Valenciana no hace la transición energética se la pueden hacer desde fuera, ¿no?

Efectivamente. Los informes de territorio no son vinculantes para la tramitación estatal. De hecho, no les hacen demasiado caso. Las grandes plantas son aprobadas por el Gobierno antes que las autonómicas, ante la preocupación de muchas empresas valencianas que promueven las medianas. Lo que provocas son más macroparques.

Con los promotores amenazando pedir indemnizaciones y no poder avanzar en la exigida descarbonización, ¿el president Puig no debería hacer algo más?

Sus órdenes son muy claras y está muy preocupado. Las diferentes direcciones generales de la Conselleria de Emergencia Climática están trabajando de forma totalmente objetiva, pero al final el problema se concentra en el departamento de Rosa Pardo. Ahí tenemos la suerte de que ahora la consellera Rebeca Torró, con el informe de la Abogacía de la Generalitat, va a conseguir acabar con el atasco.

¿Es verdad que se aprobaron más megavatios de solar en la época Camps que con el Botànic?

Sí. En los últimos años hemos instalado cantidades homeopáticas de capacidad renovable. La instalación renovable en la Comunitat Valenciana es en su inmensa mayoría de la época de los 2000 y principios de la década de 2010, antes de la moratoria. Esto cambiará en los próximos meses, pero por ahora esta es la realidad.

Compartir el artículo

stats