"El Campus Turia ofrece en un entorno único y emblemático de València la mejor educación superior"

La Universitat Europea transforma el asilo de San Juan Bautista en un campus para 3.500 estudiantes

Mazón destaca que "el centro de València está muy vivo para la cultura, el turismo y la formación"

Imagen de uno de los dos claustros del antiguo asilo que la Universidad Europea ha rehabilitado como su nuevo campus Turia.

Imagen de uno de los dos claustros del antiguo asilo que la Universidad Europea ha rehabilitado como su nuevo campus Turia. / Fernando Bustamante

Rafel Montaner

Rafel Montaner

La Universidad Europea de València (UEV) ha transformado el antiguo asilo de San Juan Bautista de València, edificio histórico y joya arquitectónica de finales del siglo XIX perteneciente al catálogo de edificios protegidos de Patrimonio, en un moderno e innovador campus universitario de 8.000 m² a través de un proyecto de rehabilitación obra del estudio del prestigioso arquitecto valenciano y reconocido internacionalmente, Ramón Esteve.

El nuevo complejo universitario, enclavado entre el IVAM y el jardín del Turia, río del que toma su nombre pues la UEV lo ha bautizado como Campus Turia, fue inaugurado anoche en un acto que contó con la presencia del president de la Generalitat, Carlos Mazón, la rectora de la UEV, Rosa Sanchidrián, la presidenta y directora general de la Universidad Europea, Otilia de la Fuente, el vicepresidente primero del Consell y Conseller de Cultura, Vicente Barrera, así como otros representantes del mundo empresarial, académico y social de la Comunitat Valenciana.

La rectora de la UEV, Rosa Sanchidrián, Mazón, la presidenta del Grupo Universidad Europea, Ofelia de la Fuente, y el vicepresidente y Conseller de Cultura, Vicente Barrera.

La rectora de la UEV, Rosa Sanchidrián, Mazón, la presidenta del Grupo Universidad Europea, Otilia de la Fuente, y el vicepresidente y Conseller de Cultura, Vicente Barrera. / Fernando Bustamante

Para la rectora Rosa Sanchidrián "la inauguración de este nuevo campus favorece la conexión entre la institución y el entorno local, y es una clara apuesta de la UEV para ofrecer en un entorno superior único y emblemático la mejor educación superior". "La joya arquitectónica que ahora inauguramos ya fue un lugar de formación en sus inicios, comenzó ayudando a educar a los más necesitados y, más de 150 años después, abrimos nuevamente sus puertas con el propósito de educar, de formar a esos profesionales que cambiarán el futuro, aquellos que serán capaces de imaginar soluciones para los grandes retos a los que nos vamos a enfrentar", añadió. 

"Apuesta por València"

Según la rectora este nuevo campus "simboliza la apuesta de la Universidad Europea por aportar valor a la Comunitat Valenciana y especialmente a la ciudad de València, por estar a la vanguardia de la educación y permitir seguir ofreciendo a los estudiantes un entorno absolutamente único para su proceso de aprendizaje". En el mismo sentido, De la Fuente recalcó que este nuevo complejo educativo "es un hito en la historia de nuestra Universidad y si me permiten decirlo también una muestra de nuestra apuesta y compromiso con València, esta tierra tan acogedora y llena de talento que es ya nuestra casa".

La cerámica de la Fábrica Nolla de Meliana luce con todo su esplendor tras la rehabilitación.

La cerámica de la Fábrica Nolla de Meliana luce con todo su esplendor tras la rehabilitación. / Fernando Bustamante

La presidenta y directora general del grupo Universidad Europea explicó que cuando acometieron "el desafío de rehabilitar este magnífico tesoro, lo hicimos con la responsabilidad y el cariño que uno pone cuando reforma su propia casa, su propio hogar". "Han sido más de dos intensos años en los que nos hemos acompañado de los mejores como Ramón Esteve, al que agradezco su talento y creatividad. Nos hemos comprometido con el patrimonio valenciano, pues ahí están los fabulosos mosaicos Nolla que han llevado tantísimo trabajo de restauración, pero que ahora lucen como lo hicieron en el siglo XIX. Hemos adaptado los espacios para que también esté presente la innovación, una de las principales señas de identidad de nuestro modelo académico. Y, por supuesto, nos hemos esforzado por hacer un campus funcional, accesible y experiencial. El resultado es un tesoro renovado que compartiremos y disfrutaremos", señaló.

Quince años en València

De la Fuente recordó que aunque el decreto de creación de la Universidad Europea de Valencia data de 2012, sus raíces son más profundas pues comenzó a funcionar en 2008 como centro adscrito tras la compra de la escuela de negocios Estema: "hace más de 15 años llegamos a València y hoy la UEV suma seis centros con más de 6.500 de estudiantes. Aquí en estas aulas aprenderán con nosotros hasta 3.500 estudiantes cada año". "La Comunitat Valenciana y esta ciudad en particular nos han demostrado en estos más de 15 años que tienen un talento genuino, pero también que son capaces de atraer el talento de otros rincones de España y del mundo", concluyó.

La presidenta y directora general de la Universidad Europea, Otilia de la Fuente, y la rectora de la UEV, Rosa Sanchidrián, entregan la llave del nuevo campus al jefe del Consell, Carlos Mazón.

La presidenta y directora general de la Universidad Europea, Otilia de la Fuente, y la rectora de la UEV, Rosa Sanchidrián, entregan la llave del nuevo campus al jefe del Consell, Carlos Mazón. / Fernando Bustamante

Por su parte, Mazón dio las gracias a la Universidad Europea "por seguir confiando en la Comunitat Valenciana". El jefe del Consell subrayó que "este nuevo campus de vanguardia, que combina tradición y modernidad" demuestra que "el centro de València está muy vivo para la cultura, el turismo y la formación". Igualmente, incidió en que las universidades valencianas, como centros de intercambio de conocimiento, juegan un papel clave "en la internacionalización de la marca Comunitat Valenciana".

Carlos Mazón destacó el compromiso del Consell para “focalizar esfuerzos junto a la comunidad universitaria y empresarial para retener el talento joven, recuperar el que sin duda hemos perdido estos años y empezar a atraer talento internacional". "Solo así conseguiremos marcar la diferencia y crecer para posicionarnos a la altura de la gran ciudad que somos, de la gran capital que somos, y lograremos competir de tú a tú con las grandes urbes europeas, especialmente ahora en el plano universitario", recalcó.

La antigua capilla del asilo rehabilitada como espacio para conferencias y auditorio.

La antigua capilla del asilo rehabilitada como espacio para conferencias y auditorio. / Fernando Bustamante

Para el president esta tarea tiene que ser un "trabajo conjunto de la educación, de las empresas y de la Administración, tres grandes pilares que unidos pueden y deben marcar la diferencia en esta nueva etapa que afronta Comunitat Valenciana, la diferencia para que una nueva generación de jóvenes quiera vivir aquí, para que las grandes empresas confíen en nosotros para venir y apostar por nuestro talento y por la creatividad de nuestra tierra, para seguir apostando por la creación centros de innovación y emprendimiento como los hubs empresariales que están surgiendo en las tres provincias". Por tanto, remató, "al fortalecer estos ecosistemas estamos construyendo un futuro más sólido, más atractivo y más plural".

La universidad más joven

La más joven de las 9 universidades valencianas y la que más alumnado internacional atrae, pues seis de cada 10 de sus 6.500 estudiantes son extranjeros que vienen a formarse al Cap i Casal desde 120 países diferentes, fortalece su imbricación con València con este nuevo campus urbano porque es una inversión en el patrimonio valenciano, ya que el antiguo asilo es un edificio protegido debido al tesoro de la fábrica de cerámica Nolla de sus patios, y que ahora vuelve a estar abierto a la ciudad de la mano de esta universidad privada.

Inauguración del nuevo Campus Turia de la Universidad Europea.

Inauguración del nuevo Campus Turia de la Universidad Europea. / Fernando Bustamante

El nuevo Campus Turia, situado en el centro de la ciudad, dará cabida a más de 3.500 nuevos estudiantes de las áreas de Ciencias Sociales y STEAM (acrónimo para Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Artes y Matemáticas), y se convertirá en uno de los campus más modernos e innovadores del panorama nacional, ofreciendo a sus estudiantes una experiencia de aprendizaje más completa y dinámica; y a la sociedad valenciana un entorno de educación superior único y emblemático.

Con unas Instalaciones modernas incorporadas a un edificio histórico, pues además de rehabilitar el antiguo asilo se ha levantado un edificio de nueva planta con tres alturas y sótano, el nuevo campus de la Universidad Europea en Valencia tiene la innovación educativa y el aprendizaje experiencial como señas de identidad en todas las áreas de conocimiento.

Vista aérea del nuevo Campus Turia de la UEV tras su rehabilitación

Vista aérea del nuevo Campus Turia de la UEV tras su rehabilitación / UEV

Este nuevo campus marca un hito significativo en la expansión de la Universidad Europea en València, ciudad en la que este grupo de educación superior creó en 2012 su primera universidad fuera de Madrid. Doce años después la Europea de Valencia, que este curso se ha expandido a Alicante abriendo un campus con 5 grados y 2 posgrados, forma a unos 6.500 alumnos en 28 títulos de grado y 43 de posgrado.

Una rehabilitación obra de Ramón Esteve

El antiguo asilo de estilo neoclásico, tras acordar la UEV un alquiler a largo plazo con la propiedad de este edificio histórico, ha sido sometido a un exhaustivo y cuidadoso proceso de rehabilitación por parte del estudio del arquitecto valenciano Ramón Esteve, con el fin de convertirlo en un nuevo símbolo de innovación urbana universitaria. Esteve es el autor de proyectos arquitectónicos destacados como el de la Casa Na Xemena (Ibiza), el Centro de Investigación Príncipe Felipe (València), la Villa Sul Palazzo (Roma) o la rehabilitación de Bombas Gens (València), con el que recibió en 2018 el premio Land Rover Born.

La restauración del antiguo asilo de San Juan Bautista, joya arquitectónica que ya estuvo dedicada a la educación de niños sin recursos en el siglo XIX, detalla la UEV, "ha tenido en su máxima el respeto de los valores iniciales del edificio, mezclando la modernidad y la tradición, pues conserva en sus dependencias muestras de los valiosos mosaicos levantinos Nolla, referentes en la artesanía de excelencia de finales del siglo XIX de todo el mundo", en referencia a la fábrica de cerámica que creó en Meliana en 1860 el empresario valenciano Miguel Nolla Bruixet, tatarabuelo de la que fuera alcaldesa de València Rita Barberá Nolla.

Proceso de restauración de los mosaicos de la fabrica Nolla.

Proceso de restauración de los mosaicos de la fabrica Nolla. / UEV

Esteve explica que "la rehabilitación del antiguo asilo de San Juan Bautista lo que quiere es inspirar, es un ejemplo claro de que algo histórico puede ser lo más moderno del mundo, y demuestra que una estructura que se concibió en el siglo XIX con una idea, vuelve a funcionar igual que la más moderna de las infraestructuras actuales". Un minucioso trabajo, en el que señala "se fusiona a la perfección historia y modernidad, tradición e innovación y respeta el carácter original y singular de una joya arquitectónica que forma parte del patrimonio de la ciudad".

El arquitecto Ramón Esteve durante su intervención

El arquitecto Ramón Esteve durante su intervención / Fernando Bustamante

Según el arquitecto, esta rehabilitación "se enmarca en la tendencia actual que se inició en Londres, entre otras ciudades, en la década de los años 90 al decidir sus dirigentes contener el crecimiento, la expansión y apostar por la regeneración urbana, buscando así crear una ciudad más compacta y más habitable". Para Esteve realizar una intervención dentro de la ciudad construida, "además de regenerar una zona infrautilizada sirve para aprovechar todas las infraestructuras existentes, estando resuelto, por ejemplo, los problemas de movilidad, se crean sinergias que tendrán un impacto positivo sobre los barrios adyacentes". "Un proyecto así transforma lo que era una barrera en un destino, haciendo que se abra la ciudad, pues a la rehabilitación del antiguo asilo se suma a la creación de un edificio anexo de nueva construcción que completa el conjunto y conecta los barrios que lo rodean", detalla el arquitecto. 

Aprendizaje experiencial

Con estas nuevas instalaciones del Cap i Casal, la Universidad Europea, que cuenta con campus en Madrid, Canarias, Alicante y Valencia, se consolida como referente educativo en la Comunitat Valenciana. Lo hace llevando "como señas de identidad su enfoque innovador y vanguardista en el aprendizaje experiencial aplicado a todas las áreas del conocimiento, y con una estrecha relación con la sociedad y el tejido empresarial con los que colabora activamente gracias a convenios de prácticas y el desarrollo de proyectos reales", subraya la institución académica en un comunicado. Además, añade la nota, la UEV "mantiene una estrecha relación con la sociedad y el tejido empresarial, que se refleja en su alta tasa de empleabilidad, superior a un 93 %", pues 9 de cada 10 de sus alumnos encuentran trabajo tras finalizar su formación. 

Suscríbete para seguir leyendo