Incendio de Campanar

"Un barrio modelo": la iniciativa de Campanar para ayudar a los afectados por el incendio

El Consell prolonga 6 meses más las ayudas para las víctimas de la catástrofe, incluyendo las exenciones fiscales a la compra de vivienda

Gonzalo Sánchez

Gonzalo Sánchez

"Un barrio marcado a fuego de por vida, pero donde afortunadamente la vida sigue". Así comienza uno de los carteles de 'Un Barrio Modelo', la campaña impulsada por el barrio de Campanar para recaudar fondos para las víctimas del incendio que segó la vida de diez personas y destruyó 138 viviendas, dejando a 229 en la calle.

La campaña solidaria recoge las imágenes de 100 vecinos que han posado delante de 8 fotógrafos para crear un banco de imágenes que se puede adquirir por parte de empresas y particulares. La exposición se puede visitar en la plaza de la Iglesia de Campanar y a partir del día 20 estará en la Avenida de Francia de València, y se pueden comprar fotografías desde 3 euros.

Además de la exposición fotográfica, se inauguró una placa en recuerdo de lo sucedido en la plaza de la Iglesia de Campanar. Rafael Pomares, director creativo de la agencia Siberia, también del barrio de Campanar, agradeció la colaboración altruista de estos 8 fotógrafos de renombre.

Una de las fotografías de la exposición.

Una de las fotografías de la exposición. / Fernando Bustamante

Nancy Khawam, presidenta de ARDIC (Asociación de residentes damnificados por el incendio de Campanar, que representa a los inquilinos) agradeció "que el vecindario se haya volcado tanto desde el primer momento y aun a día de hoy para ayudarnos".

69 familias en Safranar

Según ha explicado Julia Climent, segunda teniente de alcalde y concejala de Recursos Técnicos y Humanos del Ayuntamiento de València, aún quedan 69 de las 90 familias que se alojaron en el edificio de Safranar. Como explican varios afectados, los alquileres por las nubes (y más en ese barrio en concreto) les impiden poder dejar sus viviendas sociales, las cuales están esperando otras personas que las tenían asignadas. "De 1.200 euros no baja un piso normal de dos habitaciones, es inviable pagar eso", denuncia una vecina.

Climent destacó "el sentimiento y generosidad que han mostrado los vecinos desde el primer momento", mientras que los inquilinos se han mostrado satisfechos tras la reunión que mantuvieron con Carlos Mazón, en la que le pidieron la medida que se aprobó este jueves: 6 meses más de margen en el edificio de Safranar.

Una persona mira varias de las fotografías de la exposición en la plaza de la Iglesia en Campanar.

Una persona mira varias de las fotografías de la exposición en la plaza de la Iglesia en Campanar. / Fernando Bustamante

Reiniciar la vida

El anuncio llega el mismo día en el que el president de la Generalitat, Carlos Mazón, ha anunciado que se amplía 6 meses más el plazo de las ayudas para afectados por el incendio y una semana después de que se conociera que el edificio afectado por el incendio de Campanar podrá reconstruirse. Así lo notificó el Instituto Técnico de Materiales y Construcciones (Intemac) tras haber elaborado un informe pericial que da el visto bueno para que los afectados puedan empezar las labores de reconstrucción y volver a sus casas.

La propia asociación de vecinos lanzó la noticia a través de sus redes sociales, la cual confirmó la administradora de la finca a Levante-EMV. Intemac es la entidad contratada por Mapfre, aseguradora de la comunidad.

Varios vecinos coinciden en que quieren marcharse lo más pronto posible, y muchos han decidido comprar vivienda antes que alquilar, ya que "es lo más rentable", además según el anuncio de Mazón no tendrán que pagar el ITP, que supone el 10 % del valor de la casa (en caso de ser obra nueva). "Sabemos que estamos de paso, así que no podemos hacer de estos pisos un hogar ni dejarlos a nuestro gusto. Estamos infinitamente agradecidos, pero ahora tenemos que encontrar algo por nuestra cuenta y está muy difícil", lamentan.

Placa conmemorativa colocada en el barrio de Campanar.

Placa conmemorativa colocada en el barrio de Campanar. / Fernando Bustamante

Reconstruir era el principal deseo de los vecinos, primero por los precios prohibitivos de la vivienda en la ciudad de València, y segundo porque continúan pagando las hipotecas de las viviendas pese a la tragedia.

«Es una gran noticia que se confirme que se puede rehabilitar», apunta uno de los propietarios del edificio incendiado en febrero en el barrio de Campanar de València, tras conocerse el informe de peritaje de la empresa Intemac que confirma que el edificio se puede rehabilitar y no sufre daños estructurales graves. «Es un primer paso porque la opción de derribar era mucho más cara y no la queríamos», añade este mismo propietario, médico de urgencias jubilado, que vive alquilado ahora en una vivienda de Campanar. «Ahora toca hablar con las aseguradoras y con las constructoras», explica. "Todavía quedan muchas incógnitas".

Suscríbete para seguir leyendo