Consuelo tiene 105 años, pero cumplirá 106 el 23 de abril. Y lo hará, este año, con un gran regalo: estar inmunizada completamente frente a la covid-19 que la ha mantenido prácticamente confinada durante un año.

La mujer más longeva de La Pobla de Vallbona recibió ayer la segunda dosis de la vacuna Pfizer, la que corresponde inocular a este sector de la población. Por ello, ya cuenta con las dos dosis necesarias para tener una protección total frente al coronavirus que ha puesto al mundo en jaque.