El Ayuntamiento de la Pobla de Vallbona ha aprobado el primer reglamento de oferta y demanda de la vivienda pública del municipio. El documento permite establecer el procedimiento para sol·licitar una vivienda pública y los requisitos para poder pedirla.

Las viviendas van destinadas a personas con cuatro años de empadronamiento en la localidad y que no disponen de una vivienda digna, bien por ingresos o bien por situaciones personales como ser víctima de violencia de género o tener una diversidad funcional que le impida vivir en su residencia.

La cesión de viviendas se hará en forma de alquiler y con un importe máximo del 25 por ciento de los ingresos de la unidad familiar. Los pisos se podrán ceder tanto de manera ordinaria a aquellas personas que cumplan con los requisitos, como de manera extraordinaria a aquellas personas o unidades de convivencia que se acredite una situación de necesidad excepcional.

La Pobla de Vallbona ha creado este 2021 el primer parque de vivienda pública y gestiona en la actualidad 41 viviendas. Tres pisos han sido adquiridos por el ayuntamiento y el resto han sido cedidos para su gestión tanto por la Conselleria de Vivienda como por otras entidades como Sareb.

El alcalde, Josep Vicent Garcia, ha destacado que con esta reglamentación “se consigue dar un marco legal a la vivienda pública de la localidad para consolidar el derecho constitucional como es la vivienda y que no esté ligado a la voluntad del gobierno de cada momento”. Garcia recuerda que en 2015 se pusieron los derechos sociales y los vecinos como principal objetivo del gobierno y reglamentos como este demuestran que se está cumpliendo.