Las fiestas de la Purísima y del Remedio de Llíria ya no coincidirán el fin de semana a partir de 2025

El alcalde Joanma Miguel agradece la "buena predisposición de las dos entidades para poner fin al problema que se había originado en las últimas décadas" 

Firma del acuerdo de las fiestas de la Purísima y el Remedio

Firma del acuerdo de las fiestas de la Purísima y el Remedio / A. Llíria

Con la mediación del Ayuntamiento de Llíria, la Archicofradía de la Corte de María y la Cofradía de la Virgen del Remedio y de la Santísima Trinidad han alcanzado un acuerdo para evitar que las fiestas que organizan las dos entidades vuelvan a coincidir en el mismo fin de semana.

Este será el último año en el que la procesión de la Purísima y la cabalgata del Remedio se celebren el mismo día, el domingo 1 de septiembre. El compromiso entrará en vigor a partir de 2025 y tendrá una duración de 20 años, que posteriormente será prorrogable, anualmente y en los mismos términos, si ninguna de las partes lo denuncia.

El alcalde Joanma Miguel; el prior y el presidente de la Corte de María, Rafael Fernández y Ernesto Civera; y sus homólogos de la Cofradía de la Virgen del Remedio, Miguel Ángel Gómez y Mario Arastey, han rubricado este acuerdo en representación de sus respectivas entidades.

El calendario festivo de Llíria se ha visto condicionado por esta coincidencia desde el año 2007, en el que periódicamente, en algunos años, se ha celebrado, en los mismos días, el último fin de semana de las fiestas de la Purísima y el primero de las del Remedio. A partir de 2025, y con las únicas excepciones establecidas en el acuerdo, la procesión de la Purísima no podrá realizarse más tarde del 1 de septiembre, y la semana festiva del Remedio comenzará a partir de esa fecha.

El alcalde Joanma Miguel ha querido manifestar "el agradecimiento a la buena predisposición mostrada por las dos cofradías para llegar a este compromiso que redundará en beneficio de toda la ciudad, ya que se podrá disfrutar plenamente de todos los actos festivos de las dos entidades, se garantizarán los servicios públicos de limpieza y seguridad que prestaba el Ayuntamiento, puesto que suponía un gran esfuerzo en recursos municipales, y se evitará tener que cortar a la circulación de vehículos, prácticamente toda la población, por la coincidencia de actividades”.

Por su parte, la concejala de Fiestas, Mª José Llopis, ha destacado que la Purísima y el Remedio "son dos celebraciones muy arraigadas e importantes en nuestra ciudad, que forman parte de nuestro singular patrimonio festivo. Debemos estar muy orgullosas de la voluntad de todas las partes que hemos estado implicadas en la negociación, para que de esta manera todo el vecindario y visitantes pueda asistir a todos sus actos, sin tener que elegir, y participar como se merece de ellos".

Fiestas de San Miguel

Igualmente, ha recordado que el trato "recoge el compromiso del Ayuntamiento de no realizar ningún acto de San Miguel hasta que finalicen las fiestas del Remedio, para poder seguir viviendo en Llíria un intenso calendario festivo desde mediados de agosto hasta el mes de octubre”.