Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Matisos discordants

se agrava el abandono del patrimonio de xàtiva

a reciente visita del Círculo por la Defensa y Difusión del Patrimonio a la ciudad de Xàtiva ha servido para poner de relieve una situación que no por menos conocida deja de ser grave: el estado de abandono y degradación de muchos de los bienes de interés cultural (BIC) del conjunto histórico artístico de la ciudad, que presentan un alarmante estado de conservación. Muchos de ellos, además, tienen la declaración de Monumento Histórico o Artístico Nacional, incluso desde hace cerca de 100 años, como el Castillo de Xàtiva, por lo que la responsabilidad sobre su vigilancia, cuidado y restauración es mayor si cabe, a tenor de las vigentes leyes del Patrimonio Histórico Español y de Patrimonio Cultural Valenciano.

Durante la visita, los integrantes del Círculo se llevaban las manos a la cabeza al contemplar, por ejemplo, el estado de precariedad de numerosas partes de la fortaleza setabense; murallas históricas a punto de desmoronarse, grietas en diversas dependencias, elementos extraños como cables cruzando las almenas, desprendimientos de las aspilleras, muros de bloques de hormigón y ladrillo abatidos, la gigantesca instalación de antenas en el castillo menor, restos de materiales de obras abandonados, etc.

Gratamente sorprendidos y seducidos por la extensión del valioso conjunto patrimonial de la ciudad de Xàtiva la visita tuvo que centrarse en el Castillo y en la zona BIC de las murallas y la costa del Castell, donde también quedaron seriamente preocupados por las deterioradas torres, la pérdida de sillares de probable origen íberoromano, excavaciones abandonadas, invasión de vegetación, graffiti y pancartas en las murallas, restos de ropas y basuras, obras de pavimentación con hormigón y levantado de muretes, aspectos todos ellos totalmente contrarios a la protección patrimonial exigible legalmente a las autoridades responsables de su gestión.

El patrimonio de Xàtiva está gravemente enfermo y el diagnóstico de los miembros del Círculo por la Defensa y Difusión del Patrimonio lo situó como susceptible de «entrar irremisiblemente en la UCI». Volverán, porque no dio tiempo a inspeccionar el resto del conjunto histórico setabense, para ver más lugares por los que «el enfermo se desangra», desde hace ya decenas de años, sin que nadie ponga remedio.

Sería interesante y urge que la ciudad creara su propio Círculo para la Defensa y Difusión del Patrimonio de Xàtiva, ya que el grave deterioro, que puede convertirse en irreparable, no puede consentirse ni un día más. Mientras tanto, no estaría mal que los ciudadanos y asociaciones setabenses acompañaran y apoyarán a los miembros del Círculo en sus próximas visitas de inspección, que son iniciativas abiertas y a las que se les intenta dar publicidad en medios de comunicación, páginas web y a través de redes sociales. Ellos, desde fuera de la ciudad, se han convencido para defender, denunciar la desidia y obligar a la recuperación, al tiempo que exigen responsabilidades por el abandono de un patrimonio único que es un valioso legado para los setabenses y todos los valencianos. En Xàtiva, la historia, que fue cruel, nos enseñó a luchar por una causa común en 1707. No los dejemos, pues, ahora, solos en este loable empeño.

Compartir el artículo

stats